El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, recibirá el próximo 3 de mayo en la Casa Blanca al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbás, con quien hablará sobre el objetivo de alcanzar un acuerdo de paz entre israelíes y palestinos, según informó el portavoz Sean Spicer.

“El presidente (Trump) usará la visita para reafirmar el compromiso de los líderes tanto de Estados Unidos como de la Autoridad Palestina de negociar y en último término concluir un arreglo que acabe con el conflicto entre los palestinos e Israel”, dijo Spicer.

Trump invitó a Abbás a la Casa Blanca durante su primera llamada telefónica con el líder palestino, que tuvo lugar el pasado 10 de marzo.

La reunión tendrá lugar más de dos meses después del primer encuentro en persona entre Trump y el primer ministro de Israel, Biniamín Netanyahu, el pasado 15 de febrero en Washington.

En esa reunión, Trump se desmarcó de la política que mantuvieron sus tres predecesores, al poner en duda que la paz en Oriente Próximo deba pasar por la creación de un Estado palestino, mediante la llamada “solución de dos Estados”.

“Estoy valorando una solución de dos Estados y de un Estado, me gustará la que le guste a las dos partes. Puedo vivir con cualquiera de las dos”, aseguró Trump con Netanyahu a su lado.

La ambigüedad de Trump sobre ese punto ha generado preocupación entre los palestinos y los países miembros de la Liga Árabe, que en su última cumbre reaccionaron a esa postura estadounidense y subrayaron su respaldo a la creación del Estado de Palestina.

No obstante, Abbás ha evitado caer en el pesimismo y, según fuentes estadounidenses, el mes pasado le aseguró al enviado especial de EE.UU. para negociaciones internacionales, Jason Greenblatt, que cree que la paz entre israelíes y palestinos es posible bajo la Presidencia de Trump.

Hasta ahora, el Gobierno de Trump y la Autoridad Palestina han mantenido tres contactos de alto nivel: la llamada telefónica entre los presidentes, la visita de Greenblatt y una reunión en febrero en Ramallah entre Abbás y el director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), Mike Pompeo.

 

Vía: Aurora

Sin comentarios

Deje una respuesta