Una proposición de matrimonio inmediato en el escenario encantó a los miles de asistentes a la ceremonia de apertura de las Macabiadas en Jerusalem el jueves por la noche.

Unos 10.000 atletas, sus familias y otros visitantes procedentes de 80 países se reunieron en el estadio Teddy en la capital para poner en marcha los XX Juegos que los verán competir en las próximas dos semanas en más de 40 categorías deportivas.

Durante la ceremonia, un jugador de hockey canadiense, Avi Steinberg, fue llamado al escenario por la actriz israelí Noa Tishby, que ejerció de maestra de ceremonias en el evento.

“Me emociona mucho estar aquí … Lo que hace esto aún más especial para mí es que mi novia, Rachel Dixon, el amor de mi vida, que acaba de terminar su conversión al judaísmo, hoy, por primera vez, aterrizó en Israel”, dijo Steinberg.

“¿Ella está aquí? ¿Está aquí? “, pregunta Tishby, antes de invitar a la futura novia al escenario.

“Me siento honrada de estar aquí”, dice Rachel, con un vestido largo y blanco.

Entonces Tishby cedió la palabra a Steinberg, diciéndole que “pues Avi tiene algo para ti”.

Steinberg, en pantalones cortos y camisa, le dice a su novia: “Quiero que sepas que con el beneficio del tiempo y la experiencia, he llegado a apreciar lo valiosa que es la vida, que es un regalo, y no hay nada que quiera más que pasar el resto de mi vida contigo”.

Con los aplausos de la multitud, Steinberg se arrodilla y hace la proposición.

Dixon dice que sí, los dos se funden en un abrazo y luego Tishby la lleva a un lado y le pregunta (varias veces) si está segura que quiere casarse, y está preparada para lo que viene a continuación.

Después de unos minutos torpes en los que se revela que Steinberg y Dixon llevan juntos cuatro años, que Dixon no está afectada por el jet-lag y que se toma muy en serio la cuestión de casarse, Tishby le pide que cierre los ojos mientras un asistente aparece en el escenario con un vestido de novia y un velo.

Tishby pide a Dixon que abra los ojos (“Oh, Dios mío!) y le dice que sería “un honor que se casaran aquí de verdad, en este momento, lo harán?”

Dixon, que parece muy sorprendida, acepta y ella y su futuro marido se van detrás del escenario para prepararse para la ceremonia de la jupá, que oficiará el rabino de la pareja, Avi Poupko, de Canadá.

“Ella no sabía nada de esto”, Tishby aseguró a la audiencia “esto es real – qué deporte”, dice de Dixon.

Cuatro amigos de la delegación canadiense sostienen los postes de la jupá y comienza la ceremonia.

Encabezada por el rabino Poupko, Steinberg, ahora con un traje azul y corbata, y Dixon, con vestido de novia y velo, intercambian anillos, Steinberg rompe la copa con su pierna derecha y listo!

Al sonido de una multitud jubilosa, los dos son llevados fuera del campo mientras otro músico inicia una actuación de canto.

Todo el evento fue grabado y publicado en YouTube por una mujer que dice ser la tía de Dixon y parece confirmar que su sobrina no esperaba casarse allí.

“Rachel pensó que sólo recrearían su compromiso pero ¡los organizadores del evento la sorprendieron con una boda sorpresa en la televisión internacional!”, escribió.

Según Poupko, que ahora vive en Israel, Rachel esperaba participar en una boda israelí el próximo fin de semana.

“Habíamos planeado originalmente una pequeña ceremonia íntima en el Paseo Haas [de Jerusalem] la tarde del domingo, pero cuando los productores de la ceremonia de apertura supieron de la pareja se les ocurrió la loca idea de incluirla en la ceremonia y sorprender a Rachel”, dijo Poupko a The Times of Israel.

“Teniendo en cuenta las recientes decisiones del gobierno israelí respecto a la ley de conversión, fue hermoso y reconfortante ver a alguien recién convertido tan apoyado por decenas de miles de judíos de todas partes del mundo”, dijo Poupko. (Un proyecto de ley polémico de conversión, que haría del Rabinato israelí ultraortodoxo la única autoridad en el país en materia de conversión, fue congelado por seis meses la semana pasada).

“Creo que esta ceremonia expresa el verdadero espíritu judío en cuanto a cómo tenemos que tratar a las personas que han optado por atar sus destinos al pueblo judío”, dijo Poupko.

 

Vía The Times of Israel

Sin comentarios

Deje una respuesta