En el Inter Aliyah Club juegan más de dos docenas de inmigrantes llegados a Israel desde muchas partes del mundo. La mitad son latinos, y se apoyan en el fútbol para conocer nuevos amigos e integrarse en su nuevo país.


La razón principal por la que fundaron el equipo, es su deseo de mantener la conexión con la diáspora judía. No tienen miedo de declarar que su objetivo es ganar los corazones de las comunidades judías en todo el mundo y con eso servir de conexión entre los deportes Judíos en la diáspora y los de Israel. A pesar del hecho de que no saben mucho sobre fútbol local, los jugadores creen en su capacidad para competir contra los equipos israelíes y subir las divisiones.

Sin comentarios

Deje una respuesta