La periodista y ex legisladora por el frente Evolución, Débora Pérez Vólpin (Z´L), que falleció el martes por un paro-cardiorespiratorio  en el Sanatorio La Trinidad tras realizarse una endoscopia ambulatoria, será enterrada en el cementerio de Chacarita, pese a que su madre, Marta Lea Volpín, es de ascendencia judía. La causa de su muerte generó dudas en sus familiares, es por eso, que su actual pareja el periodista de ESPN, Enrique Sacco, presentó una denuncia judicial para saber por qué murió.

Algunos familiares directos de la periodista habían manifestado su intención de que sus restos sean sepultados en el Cementerio Israelita de Tablada, aunque finalmente sus restos descansarán en el cementerio de la Chacarita.

A partir de las 12 del mediodía en la Legislatura porteña, en el Salón Presidente Perón, se está llevando adelante el velatorio en el que se hicieron presentes amigos, familiares y ex compañeros de TN-Canal 13. Llama la atención las muestras de cariño del ciudadano de a pie, que se está acercando con ramos de flores en sus manos para darle el último adiós.

En octubre del año pasado, días antes de las Elecciones Legislativas, la por entonces candidata a diputada por la Ciudad de Buenos Aires había tenido un encuentro con el grupo de jóvenes del Congreso Judío Latinoamericano (CJL). Allí se refirió al asesinato del fiscal de la UFI-AMIA, Dr.Alberto Nisman (Z´L), y manifestó que una cuenta pendiente que tenía era conocer el Estado de Israel. También visitó la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) cuando ya fue electa diputada.

La periodista que desempeñó su oficio en distintos programas televisivos, primero como movilera y después como conductora de noticieros, como por ejemplo: “Arriba Argentinos”, “En Síntesis” y “Todo Noticias”. A principios del 2017 dejó su carrera periodística para desembarcar en la política en el frente Evolución que lidera el economista y ex embajador de los Estados Unidos, Martín Lousteau.

 

Sin comentarios

Deje una respuesta