La relación intrínseca entre el deporte y el nazismo vivió su momento culmine durante los Juegos Olímpicos de Berlín en 1936 en pleno auge del Tercer Reich con las Leyes Raciales de Nüremberg, ya habiendo sido impuestas para los judíos años antes. Estos Juegos Olímpicos le permitió al gobierno del Canciller, Adolf Hitler, proyectar “una imagen exterior” acorde con el ideal que estaban buscando relacionado a la raza aria, aunque en esa competencia ocurrieron casos, como los de Jesse Owens, que le dieron un knock out en la mandíbula al Tercer Reich.

El fútbol, mejor dicho los clubes de fútbol alemanes, no estuvieron exentos de sufrir complicaciones, y en algunos casos apoyo, por parte del Gobierno Nazi, como por ejemplo: el Schalke 04, que fue adoptado por el régimen nazi como ejemplo. Ganó 6 títulos durante el Tercer Reich, y  la contrapartida a este caso, es la Liga de Terezín: en el campo de concentración se organizaron campeonatos de fútbol  para ser utilizado como propaganda nazi. 11 historias, “un número futbolero” dirá Albajari, serán exhibidas en la muestra llamada “No fue un Juego-Historias de fútbol durante el nazismo y el Holocausto”, que comenzará partir del miércoles 21 de marzo en el Museo de River y que cuenta con el apoyo del Museo del Holocausto y de las Embajadas de Polonia, Israel, Austria y Alemania.

La Cadena Judía de Información Vis a Vis dialogó con Leonardo Albajari, periodista deportivo que desempeña su labor en la empresa Torneo y Competencias, y hace un año se involucró en el Museo del Holocausto como voluntario en la parte de recepción de documentación de sobrevivientes de la Shoá. Su pasión por el fútbol y por la temática de la Shoá, que según el entrevistado surge a los 13 años a partir de haber leído el “Diario de Ana Frank,  lo llevo a comenzar una investigación junto a un grupo de personas, respaldado por Jonathan Karszenbaum, director ejecutivo del museo, con relación al fútbol durante el período nazi.

Arme un grupo de investigación, y encontramos 40 historias. Un poco empujado por el cierre temporal del museo me puse a buscar lugares y la gente del Museo de River se interesó en la propuesta”, fueron las primeras declaraciones de Albajari. Con relación al proceso de investigación señaló: “El proceso se dio por varias aristas; en principio buscamos libros en Internet y en publicaciones periodísticas europeas. Hay que tener en cuenta que en Argentina de esta temática relacionada al deporte y el nazismo, no se habla mucho. Compramos libros holandeses y alemanes. También se hicieron entrevistas a investigadores”.

También en la exposición, que estará abierta al público a partir del miércoles 21 de marzo, se podrá ver intervenciones de artistas y escultores a pelotas de fútbol N°5, y el artista Omar Pannosetti expondrá obras de arte en acuarela representando la temática. Además, el Club Macabi expondrá dos camisetas para honrar la memoria del Club Macabi de Varsovia, destruido durante el nazismo.

Con relación a la selección que se verá en la muestra itinerante, el entrevistado expresó: “Elegimos 11 historias, un número futbolero. Buscamos historias particulares, con un toque distinto, pero que además tenga una documentación fotográfica interesante. No queríamos hacer una página de Internet. Queríamos que el público que asiste al Museo de River sepa que el Bayer Munich tuvo una historia con relación al nazismo. Como amantes del fútbol queríamos acercar la temática del Holocausto“.

De vez en cuando, la Historia y la Redonda se desafían a un jugar un picado…

 

 

 

 

 

 

Sin comentarios

Deje una respuesta