“No hay nada que eduque más que los deportes”, dijo el histórico político israelí Shimon Peres, en ocasión de un encuentro con la estrella del basket español, Pau Gasol, en la que coincidieron en destacar los valores asociados a la práctica deportiva, especialmente vinculados al respeto y a la convivencia.

Es justamente Shimon Peres, el nombre que escogieron desde Unión Sionista Argentina de Rosario (USAR) para identificar al ambicioso proyecto que desde esta institución socio deportiva y cultural, han puesto en marcha: un nuevo estadio.

USAR tiene en la ciudad de Rosario una larga tradición asociada al deporte, siendo protagonista en las competencias federadas de las principales disciplinas. En tanto, la institución invierte mucho en la programación de actividades y espacios culturales y educativos para sus socios. Es allí donde surge la necesidad de ampliar las instalaciones del club.

“Nuestro equipo de Futsal ha sido finalista en las últimas 5 ediciones del campeonato rosarino, y saliendo campeón en 4 de ellas. Nuestro gimnasio actual no puede ser utilizado porque no cuenta con las medidas reglamentarias para que seamos locales allí, así que hoy lo hacemos en el playón descubierto. Pronto únicamente podremos ser locales si contamos con una cancha cubierta. Este fue nuestro punta de partida para pensar en construir un estadio nuevo, que no sólo se adapte a las necesidades del Futsal, sino que sirva para toda la oferta de actividades, tanto deportivas como culturales, que propone USAR”, explica Vered Dolber, presidenta de la institución.

“Será una obra que no sólo beneficiará a nuestros socios, sino que será un estadio para toda la ciudad, abierto a las escuelas e incluso a disposición de otros clubes. Hoy Rosario tiene pocos estadios con estas características”, afirma la presidenta de USAR. “También planeamos aprovecharlo para expandir nuestra oferta cultural, con shows y espectáculos, ya que tendremos ahora un espacio con capacidad para cientos de personas”

Asimismo, Vered Dolber destaca que el estadio “será ideal para ser sede de eventos nacionales, como por ejemplo los Juegos Macabeos, del que participan más de mil jóvenes de todo el país o encuentros de Rikudim (danza israelí)”

Por último, desde USAR expresaron su deseo de que “todos los clubes e instituciones judías sean parte de este proyecto”, y adelantaron que va a haber una pared con ladrillos que representen todas las instituciones. “La idea es que cuando una delegación judía de cualquier parte del país pise Rosario, pueda aprovechar las instalaciones del nuevo estadio”.

Características de la obra

Se trata de una nave con capacidad para 910 personas sentadas en butacas, de 22mts de ancho por 50mts de largo y una altura máxima de 13mts, con ingreso independiente para el público. Estará construido con estructura metàlica de vigas y columnas apoyada sobre cabezales y  pilotes incados en el terreno.

El interior estará acondicionado con pisos y defensas laterales en materiales acorde a las prácticas deportivas descriptas, tribunas móviles en las dos cabeceras, balcón corrido para público en ambos laterales. Sobre la medianera este se construye baños y vestuarios para equipos visitantes y árbitros.

La cubierta y los laterales de la nave será de chapa de aluminio, todo tendrá la aislación térmica y acústica según normas municipales e internacionales para estadios cubiertos.

Se prevé iluminación artifical necesaria para los distintos deportes, sonido, tablero digital de información e imágenes y la instalación de acondicionamiento climático.

 

Sin comentarios

Deje una respuesta