Dos décadas han pasado desde que se celebrase en la localidad la primera manifestación del orgullo gay. Un hito que le colgó la etiqueta de única ciudad gay de Oriente Medio al que, en 1998, sólo asistieron unas 2.000 personas y contados extranjeros. Tiempos duros que quedaron atrás para una ciudad que este viernes, según los organizadores, batía récord de asistentes al desfile con más de 250.000 participantes de los que unos 30.000 eran extranjeros

Unas 250.000 personas, según los organizadores, participaron este pasado viernes en las celebraciones del Orgullo Gay en Tel Aviv. Una cifra de récord para una celebración que este año cumplió su 20 aniversario. A mediodía, el alcalde de la ciudad, Ron Huldai, dió el pistoletazo de salida a las celebraciones del Orgullo en la capital gay del Mediterráneo. El desfile partió del Bulevar Ben-Zion, en el centro de Tel Aviv, y recorrió las calles principales de la ciudad para terminar en el Parque Charles Clore, donde la fiesta se alargó hasta el anochecer.

El lema de este año de la marcha del Orgullo de Tel Aviv fue ‘Visibilidad para la bisexualidad’. Junto con el ‘Haciendo historia’ o el ‘Libre de ser yo’ de las pancartas, se inundó la capital israelí para recordar que, en Israel, lo celebran abiertamente desde hace 20 años pero también que han pasado 30 desde que se anularon las restricciones a los gays y una década desde que se creó el Centro LGTB de la ciudad.

Tel Aviv se ha convertido en un destino turístico muy popular entre la comunidad LGTB mundial. Es el único lugar de Oriente Medio donde sus miembros pueden pasear con normalidad sin temor a represalias o ser detenidos por su condición sexual. Según los datos oficiales facilitados por el ministerio de Turismo de Israel, en esta marcha del orgullo, unos 30.000 de los asistentes eran extranjeros.

1 Comentario

  1. Hay un error en la nota.
    El lema y tema de este año 2018 fue “ser glbt en la terdera edad”.

Deje una respuesta