Pese a romper con las leyes de Noruega, dos hospitales rechazan ayudar a proporcionar ayuda en la circuncisión a nenes menores de tres años.

Según informó el diario Stavanger Aftenblad, el Hospital Universitario Stavanger en el oeste del país y el Hospital Universitario de Haukeland en Bergen no cooperan en la circuncisión no médica de niños menores de tres años.

Para los niños mayores de tres años, el hospital Stavanger también requiere de una referencia de un médico general o un médico de familia.

La remisión obligatoria también es contraria a la ley de 2014 sobre circuncisión no médica de Noruega, que estipula que el procedimiento debe realizarse bajo la supervisión y en presencia de un médico con licencia, pero debe ser llevado a cabo por otras personas.

En el judaísmo, la circuncisión se realiza en niños de 8 días.

 

Vía Times of Israel

Sin comentarios

Deje una respuesta