Track160, una startup israelí con base en Petah Tikva y que desarrolla un servicio analítico de deportes en equipo completamente automático utilizando tecnología de aprendizaje profundo, ganó el primer puesto en los European SportsTech 2018 celebrados durante la conferencia SpielMacher, en Hamburgo. La copa de la victoria fue otorgada al cofundador, Miky Tamir.

“La inteligencia artificial y los métodos de aprendizaje profundo cambian completamente la tecnología deportiva“, dijo Tamir. “Ahora podemos producir nuevos servicios y productos para profesionales del deporte y para los mercados de transmisión y juegos con los que nunca se había soñado hace apenas unos años“.

Tamir estableció Track160 en 2017 con el experto en tecnología deportiva y visión artificial Micha Birnboim. Su sistema totalmente automático rastrea la posición del jugador y la pelota y produce métricas de rendimiento y tácticas, sin sensores GPS, receptores de RF u operadores humanos.

La tecnología patentada combina una unidad de cámara de punto de vista único (dos cámaras de mano o cualquier unidad de video profesional del lado del cliente) y etiquetas de bajo costo en miniatura que llevan los jugadores. Más tarde, el sistema se convertirá en “pura óptica“, dice la compañía.

Basado en las identificaciones de los jugadores, las ubicaciones y la posición de la pelota, Track160 prepara automáticamente una base de datos de análisis de juegos de equipo / jugadores, así como predicciones de lesiones y roles.

Las posturas 3D extraídas de los jugadores también se utilizan para generar animaciones realistas fotorrealistas de los jugadores, así como una representación del partido en 3D. Esta capacidad abre la puerta a un arsenal de nuevas aplicaciones de entrenamiento, medios y juegos.

 

Vía ISRAEL21c

Sin comentarios

Deje una respuesta