Un terrorista de Hezbollah se declaró culpable de ocho cargos

Un canadiense de origen libanés, que admitió ser miembro del grupo terrorista Hezbollah, se declaró culpable de los ocho cargos que se le imputaron en referencia a la incautación de nueve toneladas de componentes químicos aptos para el armado de explosivos de poderoso alcance enChipre.

Se trata de Hussein Bassam Abdallah, quien reconoció ser parte de un plan de la banda terrorista quien planeaba ataques radicales contra objetivos israelíes en Chipre, utilizando nitrato de amonio. Los cargos de Abdallah incluyen ser parte, financista y defensor de la organización islámica extremista, poseer explosivos y conspirar para cometer un crimen, entre otros.
En el inicio del juicio que comenzó hoy lunes, el fiscal que encabezó la investigación determinó que la misión del terrorista era mantener oculto para luego transportar hacia otro lugar los explosivos que serían utilizados para atentar contra los objetivos israelíes en Larnaca. El nitrato fue ocultado en la casa de un alto oficial de Hezbollah que era utilizada como base del grupo islámico enChipre.
Abdallah -de 26 años- fue detenido en mayo pasado luego de que la Policía descubriera una enorme cantidad de nitrato de amonio, que mezclado con otras sustancias químicas, podría utilizarse como un poderoso explosivo. Según los investigadores, el terrorista había estado reuniendo material explosivo desde 2012.