La furiosa reacción de los palestinos por el cierre de su oficina en Washington

Un importante funcionario palestino, Saeb Erekat, arremetió contra Estados Unidos por su decisión de cerrar el lunes la oficina de la Organización de Liberación Palestina (OLP) en Washington, acusando a la administración Trump de buscar “castigar colectivamente al pueblo palestino“.

El planeado anuncio, reportado por The Wall Street Journal, se produce en momentos en que crece la ira de Estados Unidos por la resistencia palestina a sus intentos de paz y los llamamientos de la Autoridad Palestina para que la Corte Penal Internacional (CPI) investigue a Israel.

En un comunicado, Erekat dijo que los palestinos fueron informados de la decisión de cerrar la misión de la OLP por un funcionario estadounidense y relacionaron la medida con los recientes recortes de fondos estadounidenses para programas de ayuda para los palestinos: “Esta peligrosa escalada muestra que Estados Unidos está dispuesto a disolver el sistema internacional para proteger los crímenes y ataques israelíes contra la tierra y el pueblo de Palestina, así como contra la paz y la seguridad en el resto de nuestra región“.

También reiteró los llamados a la CPI para que investigue los “crímenes israelíes” y prometió que los palestinos no “sucumbirían a las amenazas y al acoso de Estados Unidos“. “Bajar la bandera de Palestina en Washington DC significa mucho más que una nueva bofetada de la administración Trump contra la paz y la justicia“, afirmó.

“Simboliza los ataques de Estados Unidos contra el sistema internacional en su conjunto, incluidos la Convención de París, la UNESCO y el Consejo de Derechos Humanos, entre otros“, agregó Erekat, refiriéndose a la retirada de Estados Unidos de los acuerdos y organizaciones internacionales bajo el presidente Donald Trump.

Saeb Erekat

Hanan Ashrawi, miembro del Comité Ejecutivo de la OLP, calificó la medida planeada como «extremadamente cruel» y «rencorosa»: «Esta forma de chantaje brutal y cruel…una vez más busca castigar al pueblo palestino en su conjunto que ya son víctimas de la despiadada ocupación militar israelí“, dijo en un comunicado emitido por la agencia de noticias oficial de la AP Wafa.

Ashrawi acusó la decisión de ser “una prueba clara de la colusión estadounidense con la ocupación de Israel y las recompensas, alicientes e incentivos que proporciona a Israel, así como una total ignorancia de los requisitos de una paz justa basada en el derecho internacional y el respeto de los derechos humanos».

En un tono desafiante, Ashrawi también juró que los palestinos no se rendirían: «Ninguna coacción ni medidas punitivas colectivas injustificadas pondrán de rodillas al liderazgo o al pueblo palestino».

Husam Zomlot, jefe de la misión de la OLP en Washington, expresó en Ramallah que el cierre era “para proteger a Israel de crímenes de guerra, crímenes de lesa humanidad que Israel está cometiendo en los territorios palestinos ocupados“.

“Parte de esto es intimidación“, continuó Zomlot en respuesta a una pregunta sobre la estrategia de Estados Unidos. “Pero la parte principal es seguir adelante e implementar la lista de compras que les envió (el primer ministro israelí Benjamín) Netanyahu».

El cierre será anunciado en un discurso a un grupo legal conservador por el Asesor de Seguridad Nacional John Bolton, de acuerdo con el Journal, y en una declaración formal más tarde el lunes por el Departamento de Estado.

La medida esperada se produce después de tres semanas consecutivas de recortes de fondos estadounidenses anunciados a los palestinos y luego de las declaraciones del presidente estadounidense Donald Trump de que solo reanudará el apoyo financiero si los palestinos acuerdan un acuerdo de paz con Israel.

 

Vía The Times of Israel / Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here