Donald Trump reconocerá al judaísmo como una nación y no sólo como una religión

El presidente de Estados Unidos planea firmar un decreto para ampliar la definición de antisemitismo para combatir el odio en las universidades promovido, principalmente, por el movimiento BDS. El gobierno israelí saludó la decisión.

Con esta medida, el gobierno de Estados Unidos busca que el antisemitismo esté sujeto a una ley que prohíbe la discriminación basada en el origen nacional para luchar contra el antisemitismo en las instituciones educativas que reciben fondos federales.

En la orden, se estima que Trump le pedirá al Departamento de Educación que cuando reciba denuncias por discriminación considere la definición de antisemitismo de la organización ‘Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto’ (IHRA, por sus siglas en inglés), según la cual el antisionismo es una forma de antisemitismo, y que se base en el Título VI de la Ley de Derechos Civiles de 1964, el cual prohíbe la discriminación basada en la raza, el color o la nacionalidad de una persona.
Según funcionarios del gobierno, el decreto, que probablemente genere críticas, ampliará la definición de antisemitismo del gobierno federal y deberá implementarse en los campus universitarios para hacer cumplir las leyes contra la discriminación.
El Título VI prohíbe la discriminación por motivos de raza, color y origen nacional en las universidades que reciben fondos federales.

Los defensores de la libertad de expresión han expresado su preocupación respecto de que se pueda utilizar una definición más amplia de antisemitismo para limitar las críticas a las acciones del gobierno israelí.

Aún así, uno de los funcionarios insistió en que la orden no tiene la intención de limitar la libertad de expresión ni eliminar al movimiento ‘Boicot, Desinversión y Sanciones’, conocido como ‘BDS’, cuyo principal objetivo es boicotear a Israel.
El BDS organiza numerosas actividades contra el Estado judío y provoca tensiones en muchos campus universitarios.
Sin embargo, el movimiento fue condenado por el congreso de Estados Unidos y muchos países han aprobado medidas contra dicho movimiento.

Un funcionario indicó que la orden se firmará en respuesta a un aumento alarmante en el número de incidentes antisemitas en los campus.
La Coalición Judía Republicana saludó la medida. El presidente de la organización, el exsenador Norm Coleman, afirmó que es «un momento verdaderamente histórico e importante para los judíos estadounidenses», y calificó a Trump como «el presidente más pro-judío» en la historia de la nación.
El ministro de Relaciones Exteriores, Israel Katz, también elogió a Trump e instó a más países a adoptar medidas similares. «Felicito al presidente de los Estados Unidos por su intención de firmar un decreto para combatir el antisemitismo en las universidades estadounidenses».
Ynet en Español

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here