Irán presenta proyecto de ley anti-Israel y planea establecer una «embajada» en Jerusalén

IRGC
IRGC

El parlamento de Irán aprobó un proyecto de ley que incluye una lista de medidas contra el Estado de Israel, entre ellas el establecimiento de un consulado o embajada iraní en Jerusalén para Palestina, medidas de boicot y prohibiciones de contactos y acuerdos entre Irán e Israel.

El proyecto de ley, que incluye 14 artículos, fue aprobado con 43 votos a favor y ninguno en contra, según la agencia de noticias iraní IRNA.

“En sus siete décadas de existencia, el régimen sionista ha creado muchas dificultades para los musulmanes de la región”, afirmó Mohtaba Zonnour, presidente de la Comisión de Seguridad Nacional y Política Exterior del parlamento iraní.

“El espionaje, el terrorismo y el martirio de los científicos nucleares iraníes, la guerra cibernética y electrónica, y los ciberataques a los centros nucleares y económicos, están entre las acciones del régimen sionista contra la nación iraní”, expresó Zonnour.

También pidió a los legisladores iraníes que aceptaran la propuesta antisionista como sustituto de los mítines del Día Al-Quds que han sido cancelados.

El proyecto de ley prohíbe el uso de banderas, símbolos o signos israelíes con “fines de propaganda a favor del régimen” y se prohíbe la asistencia financiera directa e indirecta de los nacionales iraníes al Estado de Israel. Además, hace hincapié en que “la tierra histórica e integrada de Palestina pertenece a los pueblos palestinos autóctonos, incluidos los musulmanes, los cristianos y los judíos”, y añade que el gobierno iraní está obligado a tratar a Jerusalén como “capital permanente de Palestina”.

En un plazo de seis meses a partir de la aprobación de la ley, el Ministerio de Relaciones Exteriores debería tomar medidas para establecer un “consulado o embajada virtual de la República Islámica de Irán en la capital de Jerusalén en Palestina”.

La ley obliga al Gobierno iraní a boicotear todas las instituciones económicas, comerciales, financieras y gubernamentales del Estado de Israel, cuyas acciones sean propiedad de ciudadanos israelíes o de empresas registradas en Israel.

Cualquier actividad de empresas comerciales que operen en los sectores de seguridad, militar y de infraestructura está prohibida dentro de Irán según la nueva ley, de acuerdo con Tasnim. La cooperación entre las universidades iraníes, los centros médicos y científicos, los centros públicos y privados y los empleados del gobierno con sus homólogos israelíes, prohibida. La participación en conferencias afiliadas a Israel, prohibida.

Las empresas sujetas a la prohibición incluyen cualquier compañía u organización establecida directamente por el Estado de Israel, organizaciones “que trabajan para el régimen sionista y el sionismo internacional en todo el mundo”, y compañías en las que más de la mitad de sus acciones están en manos de ciudadanos israelíes.

No se permite el uso en Irán de todo el hardware y software desarrollado en Israel o de las empresas con sucursales de producción en Israel. La nueva ley prohíbe toda negociación, acuerdo político o intercambio de información con entidades oficiales y no oficiales israelíes.

Las penas por violar la nueva ley van desde multas hasta prisión y despido del servicio público.

Se prohíbe a todos los ciudadanos israelíes entrar a Irán. Los ciudadanos iraníes tienen prohibido viajar a los “territorios palestinos ocupados”. También se prohíbe el contacto y la comunicación sin incidentes entre los nacionales iraníes y los nacionales israelíes. La carga de la prueba de que la comunicación es accidental recae en el perpetrador.

La ley prohíbe oficialmente a los iraníes celebrar cualquier competición deportiva oficial o preparatoria con israelíes. Las federaciones deportivas iraníes estarán obligadas a impedir las sanciones que puedan imponerse a los deportistas en relación con esta ley.

El Ministerio de Justicia iraní está obligado a utilizar los canales extranjeros, internacionales y nacionales para enjuiciar a los dirigentes israelíes por “crímenes de lesa humanidad, crímenes de guerra, genocidio, agresión y actos terroristas dentro y fuera de los territorios ocupados”. La ley obliga al Ministerio de Relaciones Exteriores iraní a trabajar tanto en el plano político como en el diplomático para aplicar el plan político elaborado por la República Islámica de celebrar un referéndum entre el pueblo de Palestina sobre el futuro de la región y enseñar el “apartheid sionista” en las organizaciones internacionales.

 

Vía The Jerusalem Post / Israel Noticias

2 COMENTARIOS

  1. El texto de esta nueva norma iraní no es mas que un resumen de aquello que todos ya teníamos entendido acerca de su actitud hacia Israel, sea en lo político, económico, militar y/o social.
    ¿Acaso cree el poder iraní que algo así puede preocupar a las autoridades y pueblo de Israel?
    ¿Suponen los ayatholas -y sus obtusos súbditos- que algo de ésto mortificará la vida y/o los negocios de los israelíes y/o de los judíos del mundo?
    ¡Que manga de ilusos!

  2. Es bueno que se publique para que la Unasco (con a) y la ONU sepan cuáles son los objetivos de los enemigos de Israel, la tierra donde vive el 0,01 % de los musulmanes en el mundo.

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí