Emotivo homenaje del papa Francisco a las víctimas del genocidio armenio

«Que Dios custodie la memoria del pueblo armenio. La memoria no debe ser diluida ni olvidada; la memoria es fuente de paz y de futuro», escribió el papa Francisco en el libro de oro en el Museo del Memorial al culminar su visita al lugar.

El papa depositó una corona de flores ante el mausoleo, una de las tres partes del memorial junto al muro de la memoria y la estela, y luego bajó unos escalones hasta llegar a un patio circular rodeado de 12 estelas que representan las doce provincias donde bajo el imperio otomano los armenios fueron masacrados en 1915/1916.

Con una estola roja en los hombros, en medio de los obispos de la iglesia apostólica armenia vestidos con sotanas y capuchas negras, el papa escuchó muy concentrado un coro de mujeres y luego un grupo de flautistas.

Tras escucharse el canto religioso armenio «Hrashapar» («Milagroso»), un obispo leyó la epístola «Debieron soportar un gran combate» y el papa pronunció una oración

Luego Francisco se desplazó en automóvil a los jardines y regó un árbol en señal de paz y renacimiento, tras lo cual, en una mesa dispuesta al aire libre, firmó un libro de oro.

«Aquí rezo, con dolor en el corazón, para que nunca más haya tragedias como ésta, para que la humanidad no olvide y sepa vencer con bien el mal; Dios conceda al amado pueblo armenio y al mundo entero paz y consuelo», escribió el papa

Fuente: Agencias/Infobae

1 COMENTARIO

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí