Gobierno Holandés asigna 8,5 millones de dólares al Museo del Holocausto

El gabinete del primer ministro Mark Rutte anunció la semana pasada el financiamiento – uno de los gastos más grandes jamás realizados en los Países Bajos en la conmemoración del Holocausto – del museo de aproximadamente 6 millones de dólares y los restantes 2,5 millones de dólares para un muro con los nombres de más de 100.000 judíos holandeses asesinados en el Holocausto.

El museo se inauguró el año pasado gracias a una campaña de recaudación de fondos dirigida por el Jewish Cultural Quarter – una plataforma que representa a varias instituciones. Con obras de arte y videos, se abrió mientras estaba en desarrollo con el objetivo de expandir su modesto despliegue en una institución a la par con algunos de los museos más establecidos de Europa que conmemoran el genocidio.

Los nazis y colaboradores locales asesinaron a un 75 por ciento de la población judía holandesa previa al Holocausto de 140.000 habitantes, la tasa de mortalidad más alta en la Europa occidental ocupada.

La mayor parte de los judíos holandeses vivían en Amsterdam, que ya tiene varios monumentos insignificantes conmemorándolos. Hace una década, los activistas de la comunidad judía comenzaron a presionar por un monumento más notable, que después de un debate se estableció que fuera erigido en el antiguo barrio judío, cerca del museo del Holocausto. La ciudad aprobó el proyecto, que se estima que costó casi $ 7 millones en total, el año pasado.

El arquitecto Daniel Libeskind diseñó el Memorial de los Nombres, que consiste en una pared de mármol negro multifacética con iluminación subterránea, sobre la que se deben grabar los nombres de las víctimas conocidas. Está programado que sea presentado el próximo año.

“El asesinato de 102.000 judíos holandeses, romaníes y sinti es difícil de comprender”, dijo el secretario de Estado de Salud, Bienestar y Deporte, Martin van Rijn, en un comunicado sobre la financiación de los dos proyectos. “Por lo tanto, seguirá siendo para siempre nuestro deber recordarlos y conmemorarlos”.

Fuente: Arutz Sheva – Traducción: Silvia Schnessel – © EnlaceJudíoMéxico

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here