Netanyahu promete encargarse de que hombres y mujeres puedan rezar juntos en una sección del Muro de los Lamentos

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, les dijo a sus ministros que él se encargará personalmente del plan que permita a hombres y mujeres rezar juntos en una sección del Muro de los Lamentos, en un esfuerzo por reparar las brechas entre el Estado de Israel, el judaísmo reformista y el Movimiento Conservador.

La semana pasada, Netanyahu les pidió a las ministras Miri Regev y Ayelet Shaked que se retiraran del Comité Ministerial de Lugares Santos después de que se negaran a aprobar el plan.

En una reunión de ministros del Likud, Netanyahu recurrió a sus ministros y pidió un voluntario para reemplazar a Regev en el comité, pero nadie quiso aceptar el puesto. Más tarde, durante la reunión del gabinete, el premier aseveró que se encargará del tema y no mencionó quién remplazará a Regev.

«El primer ministro tiene la autoridad de destituir a ministros y miembros de la Knesset. Así como me nombró presidenta del Comité de Lugares Santos, puede destituirme. He dicho varias veces que me opongo al plan del Muro Occidental tal como me fue presentado. El primer ministro tiene derecho de ver las cosas de una manera sistémica y más amplia. Esa es su decisión y la respeto”, expresó Regev.

Sin embargo, la diputada Tamar Zandberg, presidenta del partido de izquierda Meretz criticó a los ministros y dijo que “este Estado está liderado por un gobierno de cobardes. Ni un solo ministro está dispuesto a dirigir el plan del Muro Occidental. Los ministros, que saben cómo gritar ante los micrófonos, permanecieron en silencio. Están paralizados por su miedo a los ultraortodoxos y están dispuestos a sacrificar la conexión con el mundo judío y seguir humillando a los judíos que no se alinean con el Gran Rabinato».

“Israel necesita un nuevo gobierno valiente que lidere una buena política, no uno que recurra a los medios con leyes destructivas y se mantenga en silencio cuando realmente necesite tomar medidas”, aseveró Zandberg.

 

Vía Ynet / Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here