Discurso completo de Alejandro Kladniew en el brindis de Avodá: «No puede ser que el 15% conduzca al 85% de la comunidad judía»

1
812

En el tradicional brindis de Avodá , el referente de UNA AMIA, Alejandro Kladniew, dirigió un encendido discurso al referirse a las próximas elecciones en la Asociación Mutual Israelita Argentina.

Discurso completo:

Es una fecha muy interesante porque hay una frase que solemos usar que se llama ‘estar a la altura de las circunstancias’. Los que nos evalúan no somos nosotros, es la gente. Podemos hablar entre nosotros, pero la gente tiene que evaluar lo que hacemos. Y estar a la altura de las circunstancias tiene que ver con responder a las necesidades de la gente, y lo que la gente está pidiendo es una comunidad donde todos seamos iguales, donde todos podamos en la diversidad y en la diferencia que tenemos no ser ningún ciudadano de segunda ni de primera.

El pueblo judío es un pueblo horizontal, no es un pueblo vertical y así lo fue durante toda su historia».

Luego, explicó el objetivo de la agrupación: «Queremos que la AMIA sea el techo de todos y sea una institución como lo fue históricamente, que no es una Yeshivá ni un centro deportivo ni una escuela. Es un lugar donde todos podemos convivir en la misma casa. Ustedes saben que en la comunidad judía el 15% de la población es ortodoxa y el 85% no es ortodoxa. Lo racional es que la institución central y la institución simbólica de todos los judíos de Capital Federal nos represente en una proporción donde podamos convivir democráticamente. Hay una realidad y es que hace tres períodos que la AMIA es gobernada por el 15% de la población judía de la Ciudad de Buenos Aires y entendemos que tenemos que estar todos adentro conduciendo la AMIA. Todos. Sin discriminación, sin revancha, sin sacar a nadie».

Y continuó: «Cuando hay alguien que quiere liderar sobre el contexto, esto genera problemas, y en una situación como la que todos describieron de la Argentina, ¿Qué es estar a la altura de la circunstancias? Que la gente pide unidad para que haya una comunidad pluralista y diversa. Lo que sabemos es que durante años hubo división. Esa división posibilitó esta situación anormal, es decir que el 15% quiera gobernar al 85% y ponga las pautas y fije los procedimientos. Únanse, únanse para que la comunidad toda esté unida, que no haya diferencias, que se pueda satisfacer la necesidad de todos y no solo de algunas partes. Que podamos convivir en la diversidad con respeto sin vulnerar unos a otros y creo que esto va a ser Una AMIA, y no me cabe duda porque lo vemos todos los días que ante esta unidad la gente va a responder con los votos».

«Nosotros creemos que tendríamos que ir todos juntos respetando estos criterios. Este es nuestro mandato, este es nuestro mensaje y ojalá que podamos llegar. Pero si no llegamos no nos cabe duda que la gente quiere una comunidad adonde el paragüas sea para todos y no solo para una parte».

Shana Tová para todos.

Foto: Gentileza Nicolás Kremenchuzky

1 COMENTARIO

  1. Kladniew, Sobol y los demás representan a una dirigencia caduca que ha hundido a la comunidad judía en la peor situación de su historia. Dirigentes sin preparación teórica ni capacidad de trabajo, que aspiran a tener puestos de conducción para satisfacer sus egos, viajar a Israel gratis o pretender un subsidio como congresista nacional.
    Todos ellos deberían dar un paso al costado YA. Es por su falta de capacidad que el BUR gobierna hoy la AMIA.
    En Hebraica hemos podido sacar del medio a esa banda de mediocres que ha vaciado al club patrimonial y espiritualmente durante los últimos años.
    Hoy Hebraica es nuevamente un referente comunitario de primer nivel.
    Para que la kehila renazca una generación de dirigentes debe «morir en el desierto». La generación de Kladniew, Sobol y otros debería dar YA un paso al costado. Solo se representan a ellos mismos.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here