Atacaron a una israelí en el metro de Nueva York al grito de «Allahu Akbar»

Un adulto judío y una mujer judía israelí fueron agredidos verbalmente, y ella físicamente, en un vagón del metro de Nueva York, por una mujer aparentemente musulmana.

Según contó Lihi Aharon en un video difundido por ella en las redes sociales, el pasado jueves se encontraba de regreso vía el metro neoyorquino desde una ceremonia escolar hacia su hogar.

Al momento de entrar al vagón, Aharon notó que una mujer mantenía varios objetos suyos sobre uno de los asientos del metro, por lo que le pidió quitarlos para que pudiera sentarse.

La mujer se negó, aseguró, y se vio forzada a sentarse al lado de una persona con Kipá. En seguida, la musulmana comenzó a maldecir al pasajero judío y a gritar Allahu akbar, frase en árabe para “Dios es el más grande”, y que Alá acabaría con los judíos.

Fue cuando Aharon comenzó a grabar a la mujer, video en el que se pueden corroborar los dichos de la mujer. Sobre todo, la frase musulmana, así como una jactancia y burla que ostenta ante la israelí.

Según relató, la mujer musulmana terminó tirándole el celular a Aharon y agrediéndola con una mano en el rostro, que le dejó una visible herida que sangró, ante lo que se defendió. Ambas terminaron fuera del vagón, con la agresora “tirada en el suelo de la estación con todas sus cosas”, afirmó Aharon.

La israelí presionó el botón de emergencias y un oficial de policía llegó para detener a la atacante, que la continuó molestando verbalmente y vociferando gritos de Allahu akbar, así como la confesión del credo musulmán en árabe: “No hay Dios más que Dios”.

“Está en el Corán, donde maldicen a la serpiente judía…no lo creerías, maldita y apestosa judía”, le grita la mujer, antes de una retahíla de otros insultos por ser judía. “Ni siquiera eres judía, eres blanca”, también vocifera la mujer.

Según le contó el pasajero judío que recibió las agresiones verbales a Aharon, la mujer aseguró que al ataque contra la tienda Kosher de Jersey City la semana pasada, aparentemente motivado por antisemitismo que dejó como resultado la muerte de dos judíos jasídicos, había sido “maravilloso”, y que lamentó que los sospechosos “no hubieran matado a todos”.

Aharon hace un llamado final a todo judío e israelí que se vea en una situación similar a no quedarse callado y a oponerse a cualquier agresión.

 

Vía Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here