Agente gubernamental se hizo pasar por un joven de 14 años y detuvo a diez agresores sexuales en Israel

Agente gubernamental se hizo pasar por un joven de 14 años y, de esta manera, pudo detener a diez personas por presunta participación en la prostitución y delitos sexuales que involucran a un menor en internet, reveló la policía este martes.
Agente gubernamental se hizo pasar por un joven de 14 años y, de esta manera, pudo detener a diez personas por presunta participación en la prostitución y delitos sexuales que involucran a un menor en internet, reveló la policía este martes.

Agente gubernamental se hizo pasar por un joven de 14 años y, de esta manera, pudo detener a diez personas por presunta participación en la prostitución y delitos sexuales que involucran a un menor en internet, reveló la policía este martes.

“Diez delincuentes sexuales que pensaban que podían permanecer en el anonimato en Internet hoy descubrieron lo falso que es eso”, dijo un portavoz de la policía. “Internet es un mundo en el que habitan los niños y no siempre son conscientes de los peligros que se dirigen directamente hacia ellos”.

Además, la investigación, encabezada por la Unidad 105 de Lahav 433 y supervisada por la Policía de Israel y la unidad cibernética de la fiscalía del gobierno, ha estado en marcha durante meses. En ese tiempo, se han emitido varias acusaciones contra personas sospechosas de pagar a menores por servicios sexuales.

A su vez, la policía emitió un comunicado con los detalles de la operación. Anunciando que los presuntos agresores sexuales serán llevados al Tribunal de Magistrados de Rishon Lezion el martes.

Por su parte, el agente, haciéndose pasar por un adolescente menor de edad, se unió a varias aplicaciones donde estos intercambios sexuales tienen lugar libremente.

Durante el tiempo que duró la operación, decenas de hombres adultos se acercaron a él y sabían muy bien que era menor de edad. Los hombres escribieron mensajes y enviaron fotografías y videos de naturaleza pornográfica de ellos mismos. A menudo, pedían contenido similar de parte del «adolescente».

Algunos de ellos invirtieron más en el intercambio en línea que otros y procedieron a ofrecer varias sumas de dinero. Incluso, una estadía de cortesía en una cabaña durante la noche, para reunirse con el «adolescente» para intercambios sexuales. En algunos casos, sugiriendo sus autos personales como lugar de encuentro.

Los delincuentes sexuales que atacan a menores, a menudo utilizan métodos de camuflaje, manipulación y tecnología. Esto los ayuda a permanecer en el anonimato y proteger su identidad del descubrimiento y la acción legal, evitando llegar a las manos de la policía, señaló la declaración policial sobre el asunto.

Apenas el mes pasado, una investigación encubierta similar condujo al arresto de 23 sospechosos.

Según un informe de noviembre publicado por el Consejo Nacional para la Infancia de Israel, el número de llamadas a la línea directa 105 de Israel, que protege a los niños en línea, aumentó en un 63% en 2020. El 48% de ellas provienen de niños de 14 a 16 años. Una de las tres razones principales de las llamadas fueron los delitos sexuales en línea.

Lo que estas solicitudes explícitas le dieron al agente gubernamental que se hizo pasar por un joven de 14 años, fue una prueba legal de que tenían la intención de llevar a cabo estos actos. En ocasiones, de manera inmediata o en un período de tiempo muy corto, ya que estaban solicitando una reunión física.

Después de que dos hombres adultos se reunieran con el «adolescente», finalmente tres fueron arrestados el lunes por la noche. El martes por la mañana, a los siete restantes los capturó la policía. Todos con edades comprendidas entre los 30 y los 60 años.

“A todos los delincuentes que se esconden detrás de los teclados, que piensan que la policía no los encontrará, utilizaremos todos los medios necesarios para detenerlos”, aseguró el vocero.

Vía The Jerusalem Post

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here