Tomás Abraham: «Estamos viviendo la guerra en nombre de la fe»

El filósofo Tomás Abraham dialogó con VIS A VIS y brindó su punto de vista con respecto al atentado que se vivió ayer en París contra la revista Charlie Hebdo, y se mostró muy dolido por que hace muchos años el vivió en Francia y leía esa revista.

¿Cómo se enteró la triste noticia del brutal atentado?


– Me shockeó un poco la noticia. En mi juventud yo vivía en Francia y leía Charlie Hebdo, y se que eso forma parte de una tradición, en donde es uno de los usos de las libertad más saludable que hay que es reírse de todo aquello que se considera absolutamente intocable. Cuando hay algo intocable estamos viviendo bajo un despotismo, sea cual fuere, eso es lo que nos quieren aplastar y hacer tener miedo. Ver que se entra a una sala de redacción  y se mata a los periodistas y dibujantes es bastante fuerte indudablemente.

– ¿Qué análisis hace sobre lo sucedido ayer?


– Acá hay un tema que tiene que ver con el miedo, es decir, hay una discusión que se está haciendo en distintos lugares del mundo para limitar la libertad de prensa. No ofender a aquellos que tienen sentimientos religiosos, en este caso el Islám. Esta es una inquietud que va circulando y demuestra que estamos viviendo una política del terror. La sátira sobre los lugares sacros ha existido siempre; a recinto sacro que se crea, hay alguien que se burla. Eso forma parte de la historia de la civilización, no hay tabúes. Salvo que se quiera instalar un tabú y de ese modo cualquiera que se acerca va a ser eliminado. Querer discutir sobre lo que paso en Charlie Hebdo o lo que puede pasar en otros ambientes nos obliga a a saber de que se trata. La libertad no es solamente decir lo que se piensa y que no haya límites, sino usar el tono, y quieren borrar un cierto tono. Esto se debe a la amenaza de los fundamentalismos religiosos, de todas las religiones, que quieren hacer callar la boca a aquellos que quieren hablar con libertad.

¿Es peligroso la creciente islamización de Francia? ¿Porqué?


– Lo que es peligroso no es la islamización,sino el fanatismo religioso de cualquier religión. Hay un retorno de lo religioso que significa un retornó del odio, y que no tiene nada que ver con una experiencia religiosa que puede llegar a tener una persona. Lo que estamos viviendo es la guerra en nombre de la fe.

– ¿Cree que Estados Unidos y los países europeos están combatiendo «bien» al fundamentalismo islámico?


– Indudablemente, no, estos son los resultados. No es que se lo combata bien o se lo combata mal. Acá hay una sangría y una masacre llevada a cabo en los mismos países musulmanes. El culpable de todo es George Bush, cuando invadió Irak con una mentira universal, y sacó un dictador para instalar un régimen del terror, despedazando países y masacrando poblaciones civiles. Esto reforzó el odio de los sectores hacía el mundo occidental, esto fue de peor en peor. Se ha vuelto muy complicado la política hoy en día por que la violencia es anárquica, no hay control. No son grupos organizados que tienen una localidad y un centro de acción, esto ya son grupos diseminados que se dividen entre sí, donde se mezclan mercenarios con fanáticos, y están financiados por grandes potencias. Uno dice que bien que hayan matado y sacado a Gadafi, pero hay algo que está fallando.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here