Víctimas del ISIS abarrotaron un milenario cementerio

Wadi Salam es considerado el cementerio más grande del mundo con una superficie 600 hectáreas en donde historicamente los shiítas iraquíes han enterrado a sus muertos, pero ahora con la creciente aparición de víctimas del ISIS ya se están quedando sin espacio.

El cementerio que se ubica en la ciudad de Najaf en Irak, y que no solo recibe muertos de ese país sino que también del Líbano,Bahrein, Irán y otros lugares. Faris Muhan es sepultero y comentó: «El cementerio esta atestado por el incremento de aquellos caídos en combate contra el ISIS. Necesitamos agrandar el cementerio, dentro de dos meses no tendremos ni un solo lugar para una tumba».

Fuente: Clarin.com

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here