Juicio por encubrimiento: declararon los policías Bacigalupo y Lasala

Oscar Bacigalupo, ex comisario de la Brigada de Investigaciones de Lanús, fue el primero en declarar en la audiencia ayer, jueves. Comenzó detallando aquello que lo llevó a quedar atado a la causa AMIA hasta el día de hoy: la detención de Carlos Telleldín por averiguación de antecedentes en marzo de 1994. Por ese hecho, fue detenido dos años más tarde. Sin embargo, al llegar al juzgado de Juan José Galeano, le informaron el delito que se le imputada estaba relacionado con el atentado a la AMIA. Según dijo, los secretarios del juez le hicieron preguntas y sugerenicas que nada tenían que ver con la detención a Telleldín y que no fueron agregadas al acta final de la declaración. «No decía lo que yo dije” advirtió e hizo referencia a la ausencia de los fiscales Eamon Mullen y José Barbaccia en todo el proceso: “Nunca los vi en toda la causa y tendrían que haber estado” dijo.

Tiempo después de haber sido liberado, Bacigalupo fue exonerado de la Policía. En ese momento, según contó, se reunió con Marta Parascándalo, abogada de Alejandro Burguete, su superior en la brigada, quien también había sido detenido. A diferencia de Bacigalupo, Burguete había vuelto sin problema a la fuerza policial tras su liberación. En esa reunión, Parascándalo le explicó que había convencido al juez Juan José Galeano para que liberara a su defendido y que había negociado la reincorporación de Burguete a la fuerza policial con Adolfo Viteli, jefe de la Policía Bonaerense, y Federico Domínguez, secretario de seguridad de la Provincia de Buenos Aires.
Testimonio de Argentino Lasala

Por la tarde declaró Argentino Gabriel Lasala, ex policía de la Brigada de Investigaciones de Vicente López. El testigo contó que en 1996, cuando se enteró de que varios policías de la brigada donde él había trabajado estaban siendo detenidos por el atentado a la AMIA, decidió presentarse voluntariamente en los tribunales de Comodoro Py. En el juzgado de Galeano lo atendió la Dra. Spina, quien lo maltrató y acusó de delincuente. Según contó, momentos más tarde, ingresó Galeano a la oficina donde lo habían dejado esposado y le dijo: “Esto es cortito. Yo quiero que vos firmes unos papeles: que vos viste la camioneta, los explosivos..”. Lasala le contestó que no mentiría y lo dejaron esposado hasta que el entonces juez volvió a intentar que declarara: ”¿Te vas o te quedás? te puedo asegurar que te vas a pudrir” le dijo. “Me dejó detenido porque no le firmé los papeles. Me humilló” lamentó Lasala, a quien dejaron preso 17 días.

También hizo mención a una reunióncon dos personas relacionadas al comisario Luis Vicat y, en su opinión, también a Galeano. En ese encuentro le ofrecieron mejorar su situación laboral o enviarlo al exterior con su familia con otra identidad. A cambio, debía declarar contra los policías bonaerenses, especialmente contra Ribelli e involucrarlos con el atentado. Lasala no accedió. Años más tarde fue exonerado de la policía.

La próxima audiencia, el jueves 25 de febrero, continuarán las declaraciones testimoniales de los ex policías bonaerenses Bautista Huici y José Arancibia.

Fuente: Prensa Memoria Activa

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí