Receta judía del día: Blintzes rellenos de queso cottage bañados en salsa de fresa

Los blintzes, o crepas agrias, son típicos de Europa del Este, se comen como postre en Rusia, Ucrania, Lituania y Eslovenia. Fueron adoptados por la cultura ashkenazi por parte de judíos que vivían en esa zona.

Hoy, a lo largo de todo el mundo, es un platillo que nos distingue en todos los países. Se pueden servir de varias formas y en todo momento, generalmente son rellenos de queso y crema agria. A continuación les mostramos cómo prepararlos.

Ingredientes
Masa para crepas (ver abajo)
Relleno de queso

Relleno de queso
1 taza de crema agria
400 g de queso cottage
2 cucharadas de azúcar

Para adornar
2 tazas de crema agria
1/2 taza de nueces finamente picada
2 tazas de salsa de fresa (ver abajo)
Un sartén anti adherente
Una espátula delgada

Preparación
1) Preparar las crepas. Colocaras en un plato y agregar una cucharada del relleno de queso.
2) Enrollarlas y, al final, doblar los lados, para que no se derrame el relleno.
3) Acomodarlos con el borde hacia abajo en un refractario y calentarlos destapados, dejar que se doren.
4) Servirlos y acompañar con salsa de fresas, la crema caliente y un poco de nueces.

Nota: Se puede sustituir el relleno de queso por relleno de manzana o por Nutella y rodajas de plátano.

MASA PARA CREPAS

Ingredientes
1 taza de harina de trigo cernida
1 y 1/2 taza de leche
1 clara de huevo
2 cucharadas de mantequilla derretida
1 cucharadita de esencia de vainilla
1 pizca de sal

Preparación
1) Licuar los ingredientes de la masa.
2) Dejar reposar unos 15 minutos. Untar un poco de mantequilla en el sartén y calentar a fuego lento (cuidar que no se queme).
3) Cucharear la masa y crear una crepa muy delgada, cubriendo la superficie y escurriendo el excedente de la mezcla (para que quede lo más delgada posible).
4) Dejar cocer por los dos lados y sacarla del sartén cuando ya se pueda deslizar.
5) Dejarlas enfriar extendidas, sin encimarlas para que no se peguen.

Nota: Si se quieren hacer crepas no lácteas se puede sustituir la mantequilla por dos cucharadas de aceite (puede ser de cacahuate), y la leche por leche de nuez de la India.

SALSA DE FRESA

Ingredientes
1 kg de fresas enjuagadas, desinfectadas y sin hojas (pueden ser congeladas)
1/3 de taza de azúcar
Una olla grande y gruesa de aluminio

Nota: Si se usan fresas congeladas, se debe de usar dos cucharadas más de azúcar

Preparación
1) Secar las fresas con papel absorbente para quitarles el exceso de agua
2) Ponerlas junto al azúcar en una olla gruesa de aluminio, a fuego lento sin tapar y sin mover, para que no se desbaraten.
3) Dejar cocer a fuego lento por 15 minutos (cuidar que queden jugosas y enteras).
4) Dejar enfriar la salsa sin tapar para que no sude, ya que una gota de agua hará que se descomponga.
5) Ya fría, envasar la salsa en frascos herméticos de cristal de 200 g (deben estar bien secos)
6) Se pueden congelar e ir sacando los frascos de uno por uno
7) Conservar refrigerada no más de 8 días.
8) Bañar, fría o caliente, sobre merengues, helados, etc

Nota: Se puede hacer salsa de moras o frutas si se sustituyen las fresas por moras o fruta de estación.

 

Vía Rapsodia de Sabores / Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here