Primer Ministro de Francia: «Nuestro país se enfrenta a un nuevo antisemitismo violento»

«Francia se enfrenta a una nueva forma de antisemitismo marcada por la violencia», declaró el primer ministro francés, Edouard Philippe, deplorando un ataque esta semana en un suburbio de París a un niño de ocho años que llevaba una kipá.

El presidente Emmanuel Macron denunció el ataque del lunes en Sarcelles, un suburbio del norte con una gran población judía, como “atroz”.

Dos adolescentes golpearon al chico en el suburbio de Sarcelles, al norte de París, en lo que los fiscales dijeron que parecía ser un ataque motivado por la religión del niño.

Es el último de una serie de ataques que ha preocupado a la gran comunidad judía de Francia, que se produce tres semanas después de que un supermercado kosher en los suburbios de París fuera destruido en un ataque incendiario.

Los fiscales dijeron que los dos jóvenes atacaron al niño mientras se dirigía a la tutoría después de la escuela, lo empujaron al suelo y luego lo golpearon. La policía estaba investigando pero no ha habido arrestos.

Sarcelles, apodada “Pequeña Jerusalén” debido a su gran población judía, fue sacudida por la violencia antijudía durante la guerra de 2014 en Gaza.

Varias tiendas fueron incendiadas o vandalizadas, incluida una tienda de comestibles kosher. Hablando ante los legisladores, Philippe notó el surgimiento de un nuevo tipo de antisemitismo en Francia, que tiene la población judía más grande de Europa occidental.

Para luchar contra algo, uno debe tener “el coraje de ponerle un nombre…reconocer que, sí, hay una nueva forma de antisemitismo, violento y brutal, que emerge cada vez más abiertamente en nuestro país”, afirmó Philippe.

El ministro del Interior, Gerard Collomb, y los líderes judíos dicen que la cantidad de actos antisemitas en Francia ha aumentado este mes después de una caída en años anteriores.

Un récord de 7.900 judíos franceses emigró a Israel en 2015 después del mortal ataque yihadista en un supermercado kosher parisino dos días después del ataque a la revista satírica Charlie Hebdo.

Desde entonces, ese éxodo se ha desacelerado, pero una oleada de ataques antisemitas siguió asustando a una de las comunidades judías más grandes de Europa, que se estima en medio millón de miembros.

 

Vía Aurora

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here