El mundo judío conmemora en septiembre sus festividades mas importantes

pomegranate and shofar

Las festividades de Rosh Hashaná (Año nuevo) y Yom Kipur (día del perdón), forman, junto a los diez días
que separan a una de la otra, el llamado período de los Yamim Noraim (días austeros).
Son días de arrepentimiento e introspección, de balance de los actos y acciones realizadas, de plegaria y
sensibilidad especiales.

Los orígenes
Si bien se encuentra consagrada en la Biblia cuando dice: “En el mes séptimo, al primero del mes tendréis sábado, una conmemoración al son de trompetas, y una santa convocación.” (Levítico, Cap. 23, Ver. 24) La
festividad de Rosh Hashaná no está basada en ningún acontecimiento de la
historia judía.
El concepto de Yom Hadin (día del juicio), otro de los nombres con que se le conoce, está dirigido a la humanidad toda, que recuerda el día de su creación, durante el cual comienza a ser juzgada por el creador y cada individuo debe encontrar su lugar en el Libro de la Vida.
En estos diez días nos disculpamos ante el creador, pero también, y principalmente, ante nuestros semejantes, por todo el daño que, intencionadamente o no, pudimos haberle provocado.
Los Yamim Noraim, son una fiesta especialmente destinada a reforzar el buen relacionamiento entre los seres humanos.
Algunas de las Costumbres Tradicionales
En el hogar se destacan las comidas dulces como manzana y miel, para que el año que comienza sea dulce. Se come pescado, para que el pueblo se multiplique como los peces, y especialmente una cabeza de pescado, para que el judío esté en la vanguardia de los hechos positivos y no al final.
Se envían salutaciones especialmente preparadas (postales de Rosh Hashaná) a los amigos y familiares, deseando un año feliz.
Es costumbre estrenar y preparar ropas nuevas para esta magna ocasión. Muchos se acercan a algún río o
fuente de agua, se vacían los bolsillos de migas y se pide ingresar al nuevo año libre de pecados y transgresiones. Esta costumbre se llama «Tashlij» (tirar).
Es costumbre amigarse con las personas con las cuales se estaba enojado y pedir perdón.
El saludo tradicional de Rosh Hashaná es, de acuerdo a la mística, «Le Shaná Tová Tikatevu Ve Tijatemu» («que sean inscriptos para un buen año de vida»).

Durante la tarde del domingo 9, cuando aparezca en el cielo la primera estrella, la comunidad judía comenzará a transitar Rosh Hashaná, el año nuevo judío.

Se inicia el año 5779 que se recibe con manzana con miel (para tener un año dulce) y el deseo de Shaná Tová, «buen año».

Según la tradición la festividad simboliza la creación del hombre que es el sexto día a partir de la creación del mundo.

Rosh Hashaná también es un tiempo de encuentro familiar, reflexión y balance sobre el período que termina y el que está por venir.

A partir del año nuevo judío comienza un período de diez días de arrepentimiento que culmina en Iom Kipur, el Día del Perdón, que será entre la tarde del martes 18 a la del miércoles 19. Durante ese día se ayuna.

Simbólicamente en Rosh Hashaná se abre el libro de la vida y en Iom Kipur, se cierra.

Una de las más importantes costumbres durante la víspera de Rosh Hashaná consiste en tocar el Shofar, un cuerno de carnero, que representa el clamor del pueblo judío al reconocer a Dios como creador.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here