Shiur y los jóvenes. Por Guido Jasovich

Shiur y los jóvenes
Shiur y los jóvenes

Entrevisté a Tomás Pener, un joven de nuestra colectividad que nos habla acerca de la organización de nuestra juventud.

Él “Shiur”, es básicamente una instancia de intercambio entre un grupo de jóvenes y un rabino, generalmente consiste en una charla en la cual se genera un lazo frente a una variedad de temas. Para esto no hay una fórmula, cada uno le impone su propio sello, la base de todo según el entrevistado, es el “amor”, ese lazo que conecta a un judío con otro, el sentido de pertenencia solidaria que muchos de nosotros compartimos.

El entrevistado nos cuenta que esta instancia es algo muy propio de la Capital Federal, en sus propias palabras lugar que concentraría el mayor número de instituciones y cerca del 80% de la colectividad de nuestro país.

Me permito hacer algo que no me agrada, que es la generalización pero la entiendo inevitable en este caso, creo que el lector de esta columna debe conocer al menos alguna escuela, club o templo cercano a su domicilio y puede darse el “lujo” de elegir a cual asistir, pero esto es un privilegio de esta ciudad.

En la entrevista telefónica que hoy compartimos, Tomás manifestó una gran preocupación por el interior del país, en sus palabras “Falta llegada en el interior” (SIC).

Creo que muchos compartimos este pensamiento, el judaísmo de hoy es capital-céntrico, en el interior del país la actividad de nuestros jóvenes no recibe la misma atención.

A muchos de nosotros se nos complicaría pensar en mas de dos judíos del interior con los que tenemos algún contacto, pero esto no siempre fue así, somos varios los que escuchamos historias acerca de nuestros abuelos y sus comunidades en Entre Ríos o Santa Fé , la pregunta aquí es simple ¿Qué pasó? ¿Qué podemos hacer?.

Tomás es categórico, la única solución es la acción, salir de la comodidad, ser una verdadera colectividad con todo lo que conlleva, es decir incluir a aquellos a quienes estamos olvidando, idea que el autor de esta columna comparte, ¿Qué seria de nosotros sin nuestra colectividad? ¿Seriamos realmente nosotros sin ella? ¿Qué pasaba si nos quedábamos en Egipto?

La realidad es fruto de las acciones personales, la unión cuantifica el resultado, es decir, el resultado es mayor a la suma de las partes.
Así, podemos pensar como unir a aquellos que están dispuestos a la acción, y este es a mi entender, el primer paso y el mas dificultoso.
¿existiría la colectividad si nuestros padres no hubiesen trabajado por ella? ¿si nada hacemos a donde vamos? ¿No seria ideal que cada uno construya su propio shiur?

Guido Jasovich- 21 años
Estudiante de Ciencias Políticas

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here