El neonazi alemán que cometió el ataque a la sinagoga de Halle es sentenciado a siete años más

Stephan Balliet
Stephan Balliet

El terrorista neonazi alemán que cumple cadena perpetua por un intento de masacre en una sinagoga de Halle recibió siete años adicionales.

Mientras los fieles celebraban servicios para conmemorar Iom Kipur, el día más sagrado del calendario judío, Stephan Balliet intentó ingresar fuertemente armado a la sinagoga, pero no logró romper las puertas de seguridad. Luego mató a tiros a una transeúnte de 40 años antes de conducir hasta un restaurante de kebab cercano, donde asesinó a un cliente de 20 años, suponiendo que la víctima era musulmana.

En las últimas horas, Balliet recibió una sentencia de siete años adicionales por intentar escapar de la cárcel (hace poco más de un año).

El 12 de diciembre de 2022, Balliet tomó como rehenes a varios agentes de la prisión de la ciudad de Burg utilizando un arma que él mismo construyó, intentando obligarlos a liberarlo. Dicho enfrentamiento duró casi una hora antes de que Balliet fuera dominado. Posteriormente se lo acusó de tomar rehenes y de violar la Ley de Armas de Alemania.

Además de su sentencia de prisión, Balliet debe pagar 23.000 euros en compensación a dos de los agentes que arrestó, uno de los cuales tuvo que dimitir de su trabajo por trastorno de estrés postraumático.

En 2020, el neonazi alemán recibió condena del tribunal superior regional de Naumberg, Alemania, por el ataque a la sinagoga de Halle el 9 de octubre de 2019.

Los testimonios de los psiquiatras en el último juicio de Balliet subrayaron sus temores de que esté dispuesto a matar de nuevo.

A lo largo del juicio por el ataque en Halle, Balliet nunca mostró ningún remordimiento por el atentado. Según el fiscal federal Kai Lohse, se trató de un ataque «a la vida judía en Alemania en su conjunto», alimentado por la actitud «racista y su ideología xenófoba y antisemita”.

Cuando comenzó su juicio el 21 de julio de 2020, Balliet lució una “gran sonrisa” mientras los abogados de la acusación reproducían el video que el neonazi transmitió en vivo durante el ataque.

En su testimonio, avanzó la teoría de la conspiración de que “los judíos fueron los organizadores” de la afluencia masiva de refugiados sirios a Alemania en 2015.

Cuando se le preguntó por qué había elegido atacar una sinagoga en lugar de una mezquita, respondió: «Hay una diferencia entre luchar contra los síntomas y luchar contra la causa».

En otra ocasión enfatizó que el ataque a la sinagoga de Halle “no fue un error, estos son mis enemigos”.

 

Vía The Algemeiner

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí