Espía iraní fue condenado a siete años en el tribunal israelí por espionaje

Ali Mansouri visitó Israel tres veces antes de ser detenido por las fuerzas de seguridad del Shin Bet.
Un ciudadano belga de origen iraní fue condenado a siete años en el Tribunal del Distrito Central en Lod el martes tras ser declarado culpable de los cargos de haber espiado para Irán. 
En septiembre de 2013, el Shin Bet (Agencia de Seguridad de Israel) aprehendió a Ali Mansouri en el aeropuerto internacional de Ben-Gurion con fotografías de la embajada estadounidense en Tel Aviv y otros sitios. 
El Shin Bet afirma que además de ser una unidad de operaciones especiales dentro de la Guardia Revolucionaria de Irán, Mansouri era enviado a Israel para localizar posibles objetivos terroristas de la República Islámica. 
De acuerdo con el Shin Bet, a Mansouri le prometieron $ 1 millón por usar su posición como hombre de negocios para establecer empresas para los servicios de inteligencia iraníes en Israel con el fin de “perjudicar los intereses israelíes y occidentales.” 
El abogado defensor de Mansouri Avigdor Feldman dijo que no cabe esperar recurso de su cliente. 
“El tribunal escuchó nuestros argumentos de que la seguridad de Israel no se ha visto comprometida”, Feldman dijo a la AFP. 
“Fueron los servicios secretos iraníes los que ejercieron presión sobre él y su familia y creemos que este veredicto es bastante justo y razonable a la vista de las circunstancias”. Según el Shin Bet, Irán reclutó a Mansouri, de 55 años, un ciudadano con doble nacionalidad iraní-belga, en el transcurso de 2012 para llevar a cabo operaciones terroristas en Israel. 
Adquirió la nacionalidad belga por matrimonio con una ciudadana belga en 2005; al año siguiente se divorció de ella y cambió su nombre para encubrir su identidad musulmana. 
De acuerdo con una acusación emitida antes de su juicio, Mansouri tuvo varias reuniones con la Fuerza Quds de Irán, la unidad extraterritorial responsable de las operaciones especiales, el terrorismo y la subversión a cargo del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria. Su encuentro inicial fue con los agentes de inteligencia iraníes Haji Hamid y Haji Moustafa en su oficina en Karaj, a 20 km. al oeste de Teherán, en febrero de 2012, según la acusación. 
En abril de 2012, el hermano de Mansouri, de quien sabía que había tenido en el pasado participación en la inteligencia iraní, lo invitó a reunirse con Mahdi Hambabi, que se presentó como supervisor de los agentes con los que Mansouri se había reunido con anterioridad y oficial de inteligencia iraní. 
Mansouri cubrió cuidadosamente sus pistas para tratar de ocultar sus actividades de espionaje de la seguridad israelí, añadió la acusación. Sus técnicas para evitar el descubrimiento sólo incluían viajar a Israel desde países europeos, y no desde Turquía, donde también tenía negocios, dijo la acusación. La acusación también alega que sólo viajó a Israel con su pasaporte belga, dejando siempre atrás su pasaporte iraní, que compró un teléfono para su uso sólo en Israel y que, excepto por una vez, contactó con sus encargados en persona en Irán y no por ningún medio electrónico ni en Israel ni en Europa. 
La primera visita de Mansouri a Israel comenzó el 29 de julio de 2012, y fue por sólo unos pocos días, pero comenzó una visita más larga, el 29 de enero de 2013, alega la acusación. 
Durante su segunda visita supuestamente tomó fotografías de varios lugares. Después de cada viaje, sus encargados iraníes le interrogaron minuciosamente sobre sus actividades y le dieron instrucciones para su próximo viaje. 
A Mansouri se le encontraron fotografías de una instalación de alto secreto, la embajada de Estados Unidos y el aeropuerto Ben-Gurion, así como un informe de los procedimientos de seguridad en el aeropuerto, como los tipos de preguntas formuladas a los viajeros. 
Inicialmente, Mansouri se aferró a su historia de tapadera siguiendo las instrucciones de sus encargados durante los interrogatorios. Sin embargo, durante el interrogatorio posterior “Ali Mansouri describe entrar en Israel con identidad belga usando el alias Alex Mans, así como su proceso de reclutamiento y la activación por parte de elementos de inteligencia iraníes”, dijo el Shin Bet.
Fuente: The Jerusalem Post

1 COMENTARIO

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here