Netanyahu anula plan de segregación de palestinos en autobuses de Judea y Samaria

El Primer Ministro Benjamín Netanyahu y el Ministro de Defensa Moshe Yaalon anularon un programa piloto para operar líneas de autobusesdiferentes de judíos y palestinos en Judea y Samaria a raíz de fuertes críticas en su contra.
El plan sugería que los palestinos salieran a trabajar a Israel y regresen a sus hogares por el mismo puesto de control en Judea y Samaria, y que sean transportados en líneas de autobuses diferentes a las de los residentes israelíes de Judea y Samaria.
Previo a su suspensión, el programa fue criticado fuertemente tanto en Israelcomo en el exterior.
El ex ministro del Interior, Gideon Saar (Likud) dijo que el programa debilita a los mismos asentamientos y perjudica gravemente la imagen internacional de Israel.
Isaac Herzog, lider de la Unión Sionista criticó el plan diciendo que “la separación entre judíos y palestinos en el transporte público es una humillación innecesaria, que perjudica a Israel y la imagen de la opinión pública israelí, y sólo sirve para exacerbar el odio contra Israel en todo el mundo.
“Este es otro error cometido por el primer ministro, quien en un principio cedió auna decisión lamentable que no tiene nada que ver con la seguridad nacional. En este momento es preferible evitar medidas que atenten contra la imagen y la reputación de Israel.”
Yariv Oppenheimer, director del movimiento Shalom Ajshav (Paz Ahora) dijo a la Radio del Ejército que el programa refleja “feas e inaceptables políticas en un estado democrático.”
Michael Sfard, consejero legal de Yesh Din – Voluntarios por los Derechos Humanos, dijo a la agencia de noticias Walla que el programa es “una iniciativavergonzosa que establece una nueva baja desde el punto de vista moral.“
Por otro lado, el diputado Moti Yogev de Habayit Hayehudi rechazó las críticas calificándolas una hipocresía.
“Hace dos años, el Comando Central de las FDI y la Administración Civil en Judea y Samaria permitieron que los trabajadores palestinos regresen a sus hogares en las líneas de autobús utilizadas por los colonos“, dijo Yogev. “Esto haconducido a acoso sexual, robos e inseguridad de los residentes israelíes enJudea y Samaria. El Ministerio de Transporte ha añadido autobuses parasatisfacer las necesidades de judíos y árabes, y el ministro de Defensa había estipulado que se designarán diferentes líneas de autobús para ambaspoblaciones.
“Los que critican esta decisión no conocen la realidad, y sus declaraciones irresponsables están basadas en mentiras e hipocresía. En realidad, los árabes que viven en Judea y Samaria viven bajo mejores condiciones que sus compatriotas en los países árabes vecinos.”
Fuente: Israel Hayom

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here