El Gobierno de Israel aprueba 21 millones de dólares para los asentamientos

El Gobierno aprobó un paquete de ayuda financiera para los asentamientos de Cisjordania (Judea y Samaria) de más de 82 millones de shekels (21 millones de dólares) a raíz de la “situación de seguridad”.

El primer ministro, Biniamín Netanyahu, le dijo al Gabinete que su gobierno promueve la transferencia de millones de shekels para los asentamientos.

“Este es un esfuerzo de múltiples ministerios para fortalecer la seguridad, asistir a las pequeñas empresas, alentar el turismo”, y más, expresó Netanyahu.

El paquete incluye un estipendio de 15 millones de shekels para las autoridades municipales de los asentamientos de Cisjordania, 10 millones de shekels para renovar y mejorar la seguridad en los edificios públicos y la infraestructura, 10 millones de shekels para la iluminación de las carreteras, 5,5 millones de shekels para desarrollar el turismo, seis millones de shekels para programas sociales para la juventud y dos millones de shekels para asistir a las pequeñas empresas.

«Los asentamientos israelíes en Judea y Samaria están experimentando una situación única diaria de seguridad debido a su ubicación geográfica y la composición de la vida en la región», manifestó el Gabinete en un comunicado tras la votación. La escalada de ataques terroristas de ocho meses en Cisjordania ha provocado «una variedad de efectos sobre la vida, sobre todo efectos sociológicos y psicológicos, y daños económicos a las empresas que requieren compensaciones y servicios especiales».

El líder laborista Itzik Shmuli (Campo Sionista) calificó la medida de «desatinada». Mientras los líderes de los consejos regionales del sur del país protestaban por la falta de inversión en sus comunidades, el gobierno canaliza fondos multimillonarios hacia los asentamientos.

La diputada Tzipi Livni (Campo Sionista) denunció que la agenda del gobierno de Netanyahu está dirigida por los colonos y reiteró su llamado a un referéndum sobre una solución de un estado o de dos estados para el conflicto israelí-palestino.

En un evento cultural en Rishon Lezion, Livni expuso que el «gobierno de Israel hace lo que el Consejo de Yesha [la organización que agrupa a los colonos de los asentamientos] quiere; se trata de una minoría que impone su agenda sobre el gobierno».

El jefe negociador palestino, Saeb Erekat, dijo que la asignación de nuevos fondos para los asentamientos es una «bofetada» a los recientes esfuerzos internacionales para negociar un acuerdo de paz.

«Israel está haciendo todo lo posible para sabotear todos los esfuerzos para lograr una paz justa y duradera», declaró.

«Esta es otra bofetada en el rostro de la comunidad internacional; a pesar de varios intentos internacionales recientes para encubrir los crímenes y violaciones israelíes. Es hora de que la comunidad internacional asuma sus responsabilidades hacia este gobierno extremista, que apoya abiertamente el apartheid y se opone a la solución de dos estados», afirmó Erekat.

Es probable que la medida encienda la ira de la comunidad internacional, que considera ilegales a los asentamientos israelíes en Cisjordania y ha pedido al gobierno de Netanyahu que detenga su actividad allí.

Fuente: Aurora

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí