Israel frustró un plan de secuestro de Hamás planificado para Janucá

Los servicios de seguridad israelíes arrestaron a una presunta célula terrorista de Hamás en el norte de Samaria (Cisjordania) sospechosa de planear secuestrar a un ciudadano israelí durante el festival de Janucá, anunció el servicio de seguridad Shin Bet el miércoles.

Los tres sospechosos palestinos fueron arrestados a finales de octubre, luego de una investigación de una semana durante la cual el Shin Bet, las Fuerzas de Defensa de Israel y la Policía de Israel descubrieron el plan de secuestro. Los detalles del caso se mantuvieron en secreto bajo una orden mordaza, eliminada el miércoles ya que los hallazgos fueron entregados a los fiscales estatales para comenzar a preparar las acusaciones.

El Shin Bet explicó que el presunto cabecilla de la célula terrorista era Mu’ad Ashtiyah, un palestino de 26 años de la aldea de Tell, cerca de Nablus, en el norte de Cisjordania.

Reclutó a los primos Mahmoud y Ahmad Ramadan, ambos de 19 y también de Tell, para que lo ayudaran en el plan, dijo el servicio de seguridad.

Según el Shin Bet, los tres hombres planearon “secuestrar a un soldado o colono de una de las estaciones de autobuses en un cruce central en Samaria“, el término bíblico para el norte de Cisjordania.

Israel frustra plan de secuestro de Hamás planificado para Januca

“El plan era que se disfrazaran de colonos locales y consiguieran que el secuestrado se subiera a su automóvil“, dijo el servicio de seguridad.

El Shin Bet dijo que el secuestro estaba planeado para llevarse a cabo durante el feriado de ocho días en Januca, que comenzó el martes por la noche.

“El objetivo del ataque terrorista era avanzar en las negociaciones para la liberación de los prisioneros de seguridad en las prisiones israelíes“, dijo el servicio de seguridad. En preparación para el secuestro, Ashtiyah compró una pistola, un spray pimienta y una pistola paralizante.

“La célula planeó comprar más armas para cometer el ataque terrorista“, agregó el servicio de seguridad. El ataque fue financiado por funcionarios de Hamás en la Franja de Gaza.

Recibieron orientación y apoyo de Omar Assida, un operativo de Hamás en el enclave costero que aparentemente fue liberado por Israel durante un intercambio de prisioneros en 2011, en el que más de 1.000 terroristas convictos fueron liberados a cambio del soldado israelí secuestrado Gilad Shalit.

Los tres sospechosos son miembros del grupo terrorista Hamás. Ashtiyah y los dos Ramadan habían comenzado a recopilar información sobre las paradas de autobús y las carreteras donde planeaban perpetrar su secuestro, continuó en su informe el Shin Bet.

El servicio de seguridad dijo que había entregado los hallazgos de su investigación a los fiscales estatales para que “consideren presentar acusaciones contra los involucrados“.

 

Vía Times of Israel / Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here