Polémica serie de Netflix genera rechazo por realizar bromas y burlas sobre Ana Frank

0
704

Una serie de comedia de Netflix lanzada este lunes desató polémica al realizar burlas y bromas alrededor de una de las más famosas víctimas del Holocausto, Ana Frank.

En la serie “Historical Roasts” (Brindis cómicos históricos), conducido por el comediante judío norteamericano Jeff Ross, distintos humoristas hacen bromas y burlas alrededor de personajes históricos que personifican, como Cleopatra, Martin Luther King, Abraham Lincoln o Freddie Mercury.

Ross es conocido por su giro alrededor de la llamada comedia de insultos y por sus shows de “brindis cómicos”, que consisten en hacer bromas muy agudas, pesadas y muchas veces controversiales acerca de la vida y obra de una persona invitada, que a la vez fungen como homenajes o tributos hacia la misma.

Con un brazalete amarillo con una estrella de David y vestimenta que hace alusión a la década de los años 30 y 40, Ross comienza el tercer episodio de la serie con un monólogo para presentar a Ana Frank, mientras que la melodía judía “Hava Nagila” suena en un tono melancólico en clarinete y hace alusiones a Pésaj.

Tras quitarse el sombrero para simbólicamente mostrar respeto a Frank, Ross mismo expresa lo controversial que el tema puede representar, considerando lo que su público piensa al respecto: “¿Ana Frank, caramba? ¿Perdiste por completo la razón, Jeff?”.

Pero en seguida continúa, “sólo bromeo con los que amo, y a Ana Frank la llevo en el corazón”, agrega Ross, señalando lo emotivo que le pareció haber leído su diario y la experiencia misma de la Shoá para él como judío. “Cuando hablamos del Holocausto, siempre decimos ‘nunca olvidamos’, pero los genocidios continúan ocurriendo en todo el mundo”, critica.

“Los judíos siempre superamos el dolor con la risa. Si no reímos, lloramos […] por lo que por favor disfruten el brindis cómico con Ana Frank, y el final de mi carrera”, afirma.

Frank, interpretada por la comediante judía norteamericana Rachel Feinstein, camina sobre el escenario y toma asiento, presentándose ante los otros dos personajes históricos que la abordarán con bromas y chistes sobre su figura: el presidente norteamericano Franklin D. Roosevelt y Adolf Hitler, a quien Ross llama con una sonrisa: “El hombre más malo de la historia”.

Hitler es interpretado por el comediante judío Gilbert Gottfried, y Roosevelt por el también comediante judío Jon Lovitz.

El programa se llena entonces con bromas sobre el hecho de que Roosevelt ignoró lo que hacían los nazis en Europa (“Si te ofendes por lo que ves esta noche, haz lo que FDR hizo y mira para otro lado”), sobre el sobre el fracaso de Hitler como artista y el hecho de que presuntamente tenía un solo testículo, o incluso la aparición de otro comediante que personifica a Dios, a quien cuestionan por el Holocausto.

Mientras que algunos usuarios en las redes sociales consideraron que el episodio era divertido e irreverente, otros pidieron a los espectadores que boicotearan a Netflix y cancelaran sus suscripciones ante la mofa que se hizo del Holocausto.

Fuente: Enlace Judío

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here