Con la presencia de Patricia Bullrich, el Museo del Holocausto de Buenos Aires recibió 83 objetos nazis incautados

0
274

En la obra de renovación de su edificio, el Museo del Holocausto de Buenos Aires recibió 83 objetos nazis -71 objetos únicos- como depositario judicial, en el marco de la causa caratulada como “Olivares, Carlos Alberto sobre infracción de la ley 25.743”.

Estuvieron presentes el presidente del Museo, Marcelo Mindlin, la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, la jueza a cargo de la causa, Sandra Arroyo Salgado, y el jefe de la Policía Federal Argentina, Néstor Roncaglia.

También participaron el comisario inspector Marcelo El Haibe, jefe del Departamento de Protección del Patrimonio Cultural de la Policía Federal, miembros de la Comisión Directiva del Museo y sobrevivientes del Holocausto.


La conferencia la dirigió el presidente Marcelo Mindlin, quien agradeció a la Justicia por su decisión y a la Policía Federal Argentina porque “dejaron de ser objetos de un mercado clandestino de culto nazi para estar al servicio de la educación y la memoria”.

“Estos objetos despreciables provienen de una ideología que produjo tortura y muerte. Son la muestra de un régimen de odio y discriminación que acabó con la vida de once millones de personas (incluidos 1 millón y medio de niños), y arrastró al mundo al peor momento de su historia”, recordó Mindlin y agregó que “estos objetos, que fueron usados en el pasado para fomentar el odio, la muerte y la destrucción, estarán ahora al servicio de la transmisión de valores democráticos, la educación y la lucha por la memoria, para que tragedias, como la del Holocausto, no se vuelvan a repetir”.

Además informó que el domingo 1° de diciembre de 2019, el nuevo Museo del Holocausto de Buenos Aires abrirá sus puertas, con el edificio remodelado y una nueva exhibición permanente.


Por su parte, la jueza federal, Sandra Arroyo Salgado, dijo que desde la Justicia “no hicimos más que cumplir con nuestro deber, a raíz de la denuncia que recibimos de la Policía Federal Argentina”, y reconoció que fue una investigación muy ardua. “Es importante que estos elementos formen parte de este Museo, que los conservará en su condición de depositario judicial y es el lugar donde deben estar, por lo menos hasta que esta investigación judicial concluya y lo resuelvan los jueces superiores a la instancia en la que a mi me toca intervenir. Para que, justamente como dijo el Presidente del Museo, la memoria de lo que pasó se mantenga vigente y evitemos que todas estas vivencias se vuelvan a repetir”, expresó.


Néstor Roncaglia, jefe de la Policía Federal Argentina, dio detalles del allanamiento y del procedimiento judicial y aseguró que “vinieron peritos de Alemania a hacer un estudio, sorprendidos por todos los elementos. Peritaron que eran de la época del nazismo y algunos de ellos con algunas modificaciones, con agregados para que sean más vistosos”. Felicitó a la Dra. Arroyo Salgado por “haber tomado la decisión de depositarlos en un organismo serio que va a servir para que todos lo puedan ver. Creo que para que las cosas malas no vuelvan a ocurrir, hay que conocerlas, hacer un diagnóstico, no taparlo ni esconder. El ser humano no tiene por qué padecer la agresividad o el odio de otra persona. Es un ser libre y tiene que disfrutar de la vida y de su humanidad. Es un derecho que tenemos todos”. Aseguró que cumplieron con su deber y que “estamos satisfechos con lo que hicimos porque logramos incautar estos bienes, entregarlos a quien corresponde, periciarlos y sacarlos de circulación”.

La última en hablar fue la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, quien aseguró que esos objetos “nos interpelan como seres humanos”. Aseguró que “Argentina, a diferencia de otros países como Brasil, tomó una decisión equivocada en ese momento, cuando declaró la guerra, la guerra ya había terminado y fue un hecho de oportunismo”.

“Creo que estas cosas que hoy vemos acá, no son una casualidad: no hay alguien que las vende porque sí sino porque hay una cadena histórica en la Argentina de gente que ha generado una reivindicación de ese momento histórico”, dijo. Recordó que el Museo del Holocausto de Buenos Aires es el primer museo de América Latina y dijo que “ésto marca en la Argentina, un intento de recordar, este Museo ya tiene muchos años aunque ahora se haga nuevo, eso nos interpela bien como sociedad”. Aseguró que “es muy importante que acá vengan chicos y población de todo el país, a ver estos objetos y que cada uno pueda reflexionar que si la Humanidad no hubiera tenido valientes que se opusieron, podría haber terminado bajo el dominio nazi”. Concluyó diciendo que “estos elementos nos van a recordar siempre que no podemos reproducir, en ninguna parte del mundo, lo que ésto significó y que tenemos que seguir en este camino, por más difícil que sea”.

Sobre la inauguración y el nuevo Museo del Holocausto
El domingo 1° de diciembre, el Museo del Holocausto de Buenos Aires reabrirá su sede oficial de Montevideo 919, luego de dos años de remodelaciones y obras de conservación patrimonial. Dos de los cuatro pisos de oficinas serán destinados en comodato gratuito a una institución de gran trayectoria en la ayuda social como lo es la Fundación Tzedaká. Además se está realizando una nueva exhibición permanente, junto a un equipo interdisciplinario de educadores, historiadores, arquitectos, diseñadores gráficos y multimediales.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here