Con la «Fiesta de la Torá» finalizan las altas fiestas judías. Por Mario Cohen

0
216

Con la festividad de Simjat Torá se cierra este martes el ciclo anual de las altas fiestas judías, iniciadas con el Año Nuevo y continuadas con el Día del Perdón y la Fiesta de las Cabañas.

Simjat quiere decir “alegría de” y por Torá se entiende el Pentateuco -los cinco primeros libros de la Biblia- y, por extensión, todas las enseñanzas bíblicas. Esta fiesta muestra un estado de ánimo de singular regocijo para expresar la unción del pueblo judío por la Torá.

Las familias judías se hermanan en los cantos y danzas, no sólo en las sinagogas sino también en las calles, donde se sacan a pasear los rollos de la Torá. Se muestra la comunión del pueblo con un Libro que da las leyes del vivir y del convivir, acerca del bien y del mal.

Su celebración se lleva a cabo casi exclusivamente en la sinagoga y se caracteriza por pasear siete veces todos los rollos de la Torá en alto, rodeándolos de alegres cantos y bailes. Estos paseos se realizan en el servicio del anochecer y en el servicio matinal del día siguiente. Por un día se abandona el clima severo y solemne asociado generalmente a los servicios religiosos hebreos para dar paso a la alegría del conjunto.

Como es sabido, la antigüedad de las festividades judías se miden en términos de milenios, sin embargo, esta costumbre de pasear los rollos sagrados dentro y hasta afuera de la sinagoga tiene sólo cuatro siglos, siendo relativamente nueva en la liturgia israelita si se la compara con algunas otras tradiciones que nacieron hace tres milenios. Es que toda la celebración de la Fiesta de la Torá, tiene sólo 1500 años y nació del hecho de que es el momento del año en que se termina de leer el Pentateuco e inmediatamente se recomienza a recitarlo siguiendo la idea de un proceso continuo que nunca finaliza del todo: recomenzará la lectura bíblica con las primeras palabras: “En el comienzo (bereshit en hebreo) creó Dios…” Borges nos recuerda que la Biblia no comienza con “a” (alef, en hebreo) como sería lógico sino con b de bendición (beraja en hebreo).

En las décadas recientes estos paseos en torno a los rollos de Torá se convirtieron en verdaderos actos de resistencia silenciosa para obtener la libertad de cultos en la ex Unión Soviética.

Es interesante la pregunta acerca de cuál es el significado de la palabra hebrea TORÁ. En sentido restringido y estricto se refiere sólo al Pentateuco (los Cinco Libros de Moisés); puede significar también Tanaj (o Antiguo Testamento) y en un sentido mucho más amplio puede llegar a interpretarse por Torá a todas las enseñanzas judaicas.

Cabe recordar que La Biblia, compuesta por el Tanaj hebreo y por el Nuevo Testamento cristiano, es el libro más difundido del mundo. Fue traducido en forma completa a unos de 200 idiomas y algunos de sus libros cerca de 1500 idiomas y dialectos. Por año se imprimen unos 25.000.000 de ejemplares del Libro de los Libros.

Los textos bíblicos forman parte central de nuestra cultura occidental y son la base de las creencias en el monoteísmo ético -que a través de los judíos, cristianos y musulmanes- representan la expresiones religiosas de un tercio de la humanidad.

Han pasado centenares de años y el Libro de los Libros, es y seguirá siendo venerado a través de fiestas como la «Alegría de la Torá».

Autor: Mario Cohen: Presidente del Centro de Investigación y Difusión de la Cultura Sefardí, CIDICSEF

Fuente: Valores Religiosos

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here