Por primera vez, se publicó un nuevo código de ética para los rabinos en Israel

0
103

Casi un siglo después de la fundación del Gran Rabinato (autoridad rabínica y espiritual suprema para el judaísmo en Israel), por primera vez se publicó un código de ética que deberán respetar todos los rabinos israelíes.

El consejo rabínico aprobó recientemente un documento que detalla las «formas de liderazgo y conducta» para los rabinos en el servicio público, con el fin de cumplir con sus deberes adecuadamente, manteniendo el respeto al Rabinato. Será un «ejemplo» y causará una «santificación del cielo».
Entre otras cosas, se comprometen a no participar en actividades políticas, a evitar conflictos de intereses en su trabajo y a no ocultar a los delincuentes contra las autoridades legales.
En los últimos años, se han hecho varios intentos para formular un código de ética paral os rabinos, pero la idea había generado una oposición casi automática de su parte. Esto se debía a dos motivos: Por un lado, su dificultad como personas espirituales y de Torá, para reconocer la autoridad de los expertos en la materia que trabajan fuera del mundo religioso, que no tienen la obligación de determinar qué es lo moralmente permisible y prohibido para ellos.

La segunda razón es que los rabinos señalan que sus ocupaciones como guías espirituales en ciudades y comunidades son muy amplias, mucho más allá de la definición de un trabajo, y la actividad es en gran medida voluntaria, por lo que la supervisión no puede imponerse.

Hace algunos meses, el abogado jefe del Rabino, Harel Goldberg, propuso al Consejo del Rabinato la redacción del Código de Ética.
El rabino jefe, Yitzhak Yosef, se sumó a la iniciativa, y fue autorizado por el Consejo para avanzar en el asunto. De este modo se creó un comité rabínico especial para redactar las reglas, pensando que si los rabinos llevaran a cabo la delicada tarea, se suavizaría la resistencia.
El abogado Goldberg acompañó el trabajo del comité, y después de presentar sus conclusiones, el Rabinato adoptó el código ético histórico, en su última reunión mensual.

Bajo el título «harás lo que es bueno» (Deuteronomio 6:18), se escribieron algunos «valores fundamentales» para los rabinos, como la lealtad a su misión, la responsabilidad y devoción, y los caminos para la paz.

Asimismo, el código define normas más detalladas, declarando, entre otras cosas, que el rabino no debe abusar de su posición, sino que utiliza el poder que se le asignó de manera responsable. Además, tienen instrucciones de no actuar en áreas que no son competentes a ellos, sino que deben remitir al público a organismos profesionales apropiados en los casos en que se necesite su intervención.
Por otra parte, exclama: «El rabino no se dedica a ninguna otra ocupación que perjudique el alcance de la posición rabínica que se le haya asignado».
A su vez, se enfatiza en que deben tener «el doble de cuidado» con los conflictos de intereses, y se abstendrán de aceptar favores para sí mismos o sus familiares.
«Un rabino trabaja respetando la ley, y en aras de mantener buenas reglas generales», determina.

Fuente: Ynet en Español

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here