Más de 50.000 argentinos judíos podrían acceder a la nacionalidad portuguesa

Más de 50.000 argentinos judíos podrían acceder a la nacionalidad portuguesa
Más de 50.000 argentinos judíos podrían acceder a la nacionalidad portuguesa

Es un derecho que muchos desconocen: en caso de cumplir algunos requisitos particulares, los judíos sefaradíes argentinos y sus descendientes pueden obtener la nacionalidad portuguesa. Acceden así un pasaporte de la Comunidad Europea sin renunciar a la ciudadanía de nacimiento.

La posibilidad está basada en la Ley Orgánica N ° 1/2013 y el Decreto Ley 30-A / 2015, promulgados por el Estado de Portugal en el año 2015. Es el puntapié de una profunda reparación histórica.

Expulsados de la Península Ibérica por los estados español y portugués durante la Inquisición, miles de judíos sefaradíes se vieron obligados a abandonar su lugar de origen o a convertirse a la religión católica.

los judíos sefaradíes argentinos y sus descendientes pueden obtener la nacionalidad portuguesa
los judíos sefaradíes argentinos y sus descendientes pueden obtener la nacionalidad portuguesa

Aunque existen versiones contrapuestas sobre el tema, hay corrientes históricas que aseguran que muchos de ellos se vieron de pronto condenados al exilio y la pobreza. Esta ley-decreto, entonces, apunta a reparar ese atropello.

Aquel hecho provocó la huida de miles de judíos a varios países, como Brasil, México, Venezuela, Colombia, Argentina. También a países de Medio Oriente, eso significó también la invaluable pérdida para el continente europeo de la expansión y permanencia de la cultura sefaradí en ese territorio.

Genealogistas expertos aseguran que alrededor de 50.000 personas residentes en Argentina podrían beneficiarse de este derecho. De comprobarse su ascendencia sefaradí.

Esta ley, que también fue decretada en una forma similar por España, no requiere demostrar conexiones actuales con Portugal, o saber portugués. Tampoco es necesario viajar al país europeo para completar el trámite.

Leer más: Los sefaradíes tendrán un año más para solicitar la nacionalidad española

Es un pasaporte que otorgaría a las personas una ciudadanía válida para residir en todos los países del territorio europeo.

En ese sentido y de acuerdo al abogado especialista en derecho internacional Renato Martins, del estudio Martin Castro, “la nacionalidad portuguesa abre un mundo de posibilidades, porque implica acceder a un pasaporte europeo, es decir, abre la puerta a un bloque de 27 países en los que uno puede vivir, trabajar, estudiar y hacer diversas experiencias de vida.

Pero, más allá de estos beneficios más concretos, también es valioso acceder a una herencia cultural. Tener la posibilidad de conectar con un legado que pertenece a las familias que pueden gozar de este beneficio, y pasarlo de generación en generación”.

Martins agrega que el proceso legal es sencillo si se cuenta con la ayuda de expertos. “Con la asesoría correcta, cualquier persona de ascendencia sefardí puede completar el proceso legal requerido.

Si alguien cree o tiene conocimiento de este tipo de linaje en su familia, puede empezar con una indagación genealógica inicial para analizar si hay potencial para continuar el trámite”, aclara. Y completa; “A diferencia de lo que muchos piensan, no es un proceso costoso ni fuera del alcance para personas comunes, y dura en total alrededor de 18 meses”.

El experto, además, reporta que tramitó más de 200 casos de éxito de descendientes sefardíes en Latinoamérica que ya gozan de la ciudadanía europea.

Más allá de la reparación histórica, Portugal tiene otros motivos para abrir las puertas del país a los descendientes de quienes alguna vez habitaron sus tierras. “Se estima que en 2050 la población portuguesa tendrá 1.300.000 personas menos que hoy. Y Portugal necesita mano de obra calificada, sobre todo en el área de Sistemas. También en otros rubros.

El otorgamiento de la nacionalidad portuguesa a descendientes de judíos sefardíes es uno de las políticas que el Estado promulga para atraer personas con títulos y calificación al país”.

 ¿Cómo es el proceso?

Paso 1: Sin límite de generaciones hacia atrás, se prepara primero un estudio genealógico. Esto es: un documento con todas las pruebas directas e indirectas de la conexión genealógica. El estudio Martins Castro, con sede en Lisboa, por ejemplo, tiene un equipo de historiadores y genealogistas que pueden hacerse cargo del estudio.

Paso 2: La investigación se presenta para su apreciación en la Comunidad israelí de Lisboa (CIL) o en la Comunidad israelí de Oporto (CIP). Son instituciones competentes para certificar la investigación genealógica del candidato o candidata a la ciudadanía.

Paso 3: En última instancia, con la certificación que acredita el origen sefardí, comienza la última etapa del proceso de nacionalidad. Con la solicitud de nacionalidad al Ministro de Justicia, que debe presentarse en uno de los conservatorios del Instituto de Registros y Notarios – IRN.

Para promover este derecho, que otorga la posibilidad de vivir en Portugal y en otros 26 Estados de la Comunidad Europea, Renato Martins llega a Buenos Aires. Lo hará la semana que va del 7 al 11 de diciembre. Después de viajar por distintos países de Latinoamérica promocionando el derecho de los descendientes de judíos.

De esta forma, Portugal abre sus puertas para otorgar la nacionalidad con una serie de trámites accesibles a los solicitantes.

Para mayor información:

https://martinscastro.pt/es/

https://www.instagram.com/martinscastroconsultoria/

1 COMENTARIO

  1. Este proceso puede hacerse sin necesidad de contratar gestores, averigüen! De esta manera les costará menos de la mitad del dinero que piden las gestorias!

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here