Apareció muerto el escritor israelí ultraortodoxo Haim Walder, tras recibir acusaciones de abuso sexual

Haim Walder
Haim Walder

Haim Walder, el popular escritor ultraortodoxo de libros para niños, apareció muerto este lunes en un cementerio de Petah Tikva.

La policía dijo que un hombre fue encontrado en el cementerio poco antes de las 13 hs con una herida de bala. Un transeúnte escuchó el disparo y alertó a las autoridades.

Según informes iniciales, Walder murió por suicidio y lo encontraron junto a la tumba de su hijo, quien falleció hace varios años de cáncer. Anteriormente había amenazado con quitarse la vida por las acusaciones en su contra.

Supuestamente, el ultraortodoxo Walder (53 años), autor de 80 libros, se fue de su casa tras varios días que permaneció allí sin salir.

Tres mujeres lo acusaron el mes pasado de abuso sexual cuando ellas tenían 12, 15 y 20 años, respectivamente. A partir de las denuncias en Haaretz, otras mujeres de la comunidad ultraortodoxa compartieron historias similares sobre Walder en las redes sociales.

El domingo, un tribunal privado rabínico ultraortodoxo que se ocupa de los casos de abuso sexual en la comunidad dijo que escuchó 22 testimonios de personas, incluidos niños y niñas jóvenes, que alegaron abuso en manos de Walder cuando acudieron a él para recibir tratamiento (era terapeuta) a lo largo de los años.

Por su parte, el Gran Rabino Shmuel Eliyahu, quien dirige el tribunal, publicó que lo declararon culpable a pesar de que el autor no testificó.

Eliyahu también escribió que el tribunal escuchó a testigos que testificaron sobre el adulterio de Walder con “muchas mujeres casadas”. Además, dijo que hay “pruebas inequívocas”, incluso grabaciones en las que se escuchó al propio Walder “testificar sobre los actos atroces que cometió”.

“Lo declaramos culpable sin lugar a dudas”, escribió Eliyahu. Y agregó que el tribunal oyó a “mujeres y niñas que lastimó. No hay duda de que estos casos son solo una pequeña fracción del malvado daño que causó”.

Aparentemente Eliyahu se refirió a una grabación que publicó Haaretz. Allí se escucha a Walder diciéndole a una mujer que le había dicho a su esposo que tenía una aventura con él, que guardara silencio sobre el asunto.

Incluso el hombre le dijo que hay cosas que hay que negar. “Si traen una foto mía lo niego. Diría: ‘Esto está retocado con Photoshop’. Nunca lo admitiré, nunca”, expresó Walder.

Además, el hombre ultraortodoxo afirmó que si su relación se hacía pública, “me dispararé a mí mismo, debes tener claro eso. No lo dudes, porque desde mi punto de vista ese es el final de mi vida”.

Aunque el tribunal lo citó para dar su versión de los hechos, Walder se negó a comparecer.

Varias mujeres y niñas acusaron a Walder de iniciar relaciones sexuales con ellas cuando se acercaron a él para recibir asesoramiento.

Una niña dijo que el presunto abuso comenzó a sus 13 años, y que pasó a tener encuentros sexuales semanales en una habitación de hotel. Walder le dijo a otra mujer (20 años cuando comenzó una relación sexual con ella), que sus encuentros “le dieron el poder de escribir a los hijos de Israel”.

A raíz del informe, el escritor anunció el mes pasado que se iba a alejar de la vida pública para limpiar su nombre.

Vía The Times of Israel

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here