Les redujeron las penas a palestinos que arrojaron piedras

La Corte Suprema de Justicia redujo las penas de siete adolescentes palestinos que fueron condenados por lanzar piedras contra vehículos israelíes. Las sentencias oscilaban entre uno a tres años de prisión y fueron reducidas en seis meses, en promedio.

Los jóvenes lanzaron piedras a los automovilistas israelíes que se desplazaban por la carretera que conecta el barrio judío de Pisgat Zeev, en Jerusalén oriental, con la Ruta 443. Se habían dividido en dos grupos y alcanzaron a dañar un total de nueve vehículos. En otro incidente también hirieron a un judío ultra ortodoxo que se detuvo a un lado de la carretera para reparar su automóvil.

Tras la condena, los siete procesados recibieron sentencias inusualmente severas. El juez del distrito explicó el motivo de los castigos como una medida necesaria para crear disuasión. “Una piedra puede ser un arma y puede producir los mismos resultados que un arma de fuego”, escribió el magistrado en la sentencia.

En su dictamen favorable a que el tribunal acepte la apelación, el juez de la Corte, Uri Shoham, apuntó: “La violencia nacionalista que nos ha acompañado recientemente es grave y preocupante, y requiere que los tribunales respondan debidamente”. Sin embargo añadió: “El aumento de la pena fijada por el Tribunal de Distrito representa una subida significativa del castigo, y debido a que se trata de menores de edad debe aplicarse de manera gradual”.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here