Una mujer israelí y su bebé recién nacido murieron en un accidente fatal en una ruta de Judea

0
98

Una mujer y su bebé de tres semanas murieron en un letal accidente sobre la ruta 443, en Judea (sur de Cisjordania), cerca del barrio Givat Zeev de Jerusalén. Aparentemente, el automóvil en el que viajaban fue impactado desde atrás por un rodado que se desplazaba a altas velocidades.

(Vía Aurora)

Las víctimas fatales fueron identificadas como Tzipi Rimel, de 34 años, domiciliada en el asentamiento de Neve Tzuf, y su bebé Noam. Su otro hijo, Itay, de 12 años, sufrió lesiones críticas y su esposo, Efraím, resultó gravemente herido. Todos los heridos fueron derivados al Hospital Shaare Zedek de Jerusalén, incluyendo el conductor que los colisionó, un hombre de 18 años, que sufrió heridas de moderadas a graves.

Una investigación preliminar sugiere que el conductor responsable del accidente se desplazaba a altas velocidades, apuntó la policía.

“La familia Rimel ha vivido en esta comunidad durante años y es querida por todos los que la conocen. Tzipi era una persona increíble, llena de amor, benevolencia y le importaban todos los seres humanos. Estaba muy involucrada en la comunidad. Trabajaba como maestra de inglés en la escuela local, y junto a su marido fue en el pasado coordinadora juvenil en la comunidad y emisaria en la comunidad judía de Chicago. Su pequeña hija, Noam Rajel, que había nacido hace tres semanas, había traído alegría a la familia”, destacó un portavoz de Neve Tzuf.

“El siniestro es difícil de comprender. Toda la comunidad está afligida y apoya a la familia. Oramos y trabajamos para la recuperación del padre y el hijo Itay».

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here