Sin logos ni exhibidores: nueva fase de la ley antitabaco en Israel

Desde el primer minuto del miércoles en Israel entró en vigencia la tercera fase de una ley que impone estrictos límites para la comercialización de tabaco.

Según la instancia que empezó a implementarse hoy, todos los envoltorios de productos de cigarrillos, cigarros electrónicos y tabaco de narguile tendrán un diseño uniforme, de color oscuro, sin logos ni otra inscripción más allá del nombre de la marca en color gris.

Además, el cartel de advertencia por los efectos nocivos del producto duplicará su tamaño: hasta ayer debían ocupar al menos el 30% del paquete y desde ahora abarcará un 65% de la superficie. Dicho mensaje deberá estar en la parte superior del envoltorio.

Ya sean kioskos, estaciones de servicio o supermercados, los comercios minoristas tendrán prohibido exhibir los productos para fumar. Los mismos deberán estar ocultos «detrás de un armario, cajón o de cualquier otra manera que no sean visibles». Aquellas empresas dedicadas exclusivamente a la venta de tabaco o derivados sí podrán exhibir su mercadería dentro de la tienda, pero no en la vía pública.

La violación de esta ley será considerado un delito cuyo castigo establece multas severas: hasta 226.000 shekels (65 mil dólares) para comerciantes y hasta 452.000 shekels (130 mil dólares) para las empresas tabacaleras.

Esta medida es parte del plan del Ministerio de Salud israelí para reducir el tabaquismo y se suma a las políticas de restricción de consumo en lugares públicos, difusión, impuestos al tabaco y más. La segunda fase de la ley se enfocó en la prevención para niños y jóvenes. Y una cuarta instancia, que comenzará a regir el 1 de junio, exigirá la elaboración de informes anuales y públicos sobre los efectos nocivos del tabaco.

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here