Pareja de extranjeros agranda su familia con el nacimiento de ¡cuatrillizos! en Israel

Hussan Yukov y su esposo Yemin Gavertansa fueron bendecidos hoy con el nacimiento de cuatrillizos en el Centro Médico Kaplan de Rehovot, Israel.
Hussan Yukov y su esposo Yemin Gavertansa fueron bendecidos hoy con el nacimiento de cuatrillizos en el Centro Médico Kaplan de Rehovot, Israel.

Hussan Yukov y su esposo Yemin Gavertansa fueron bendecidos hoy con el nacimiento de cuatrillizos en el Centro Médico Kaplan de Rehovot, Israel.

Por lo general, los nacimientos múltiples son el resultado de tratamientos de fertilidad, pero los cuatrillizos de Yukov fueron concebidos de forma natural en Israel. El nacimiento natural de cuatro bebés , dos niñas y dos niños, es casi un milagro médico. En casos de este estilo, hay una probabilidad sobre 700 mil.

Gavertansa, el afortunado padre, dijo: “Estoy muy emocionado y muy feliz. Feliz también de que mi esposa haya superado todo bien y también los niños salieron sanos. Este es un regalo de Dios que recibí».

«Quiero agradecer al personal del hospital de Kaplan que la guió durante el embarazo y hasta el parto», agradeció. «Tenemos dos niñas en casa: seis y tres y medio. La mayor está muy emocionada, está esperando esto, preguntando todo el tiempo cuándo vendrán los nuevos bebés y cuándo dio a luz la mamá. La pequeña también está emocionada y un poco celosa de que ahora ya no es la bebé de la casa».

En tanto, el profesor Adi Weissbach, jefe de la sala de maternidad de Kaplan, trató a la pareja durante todo el embarazo.

«Debido al alto nivel de riesgo, la paciente ingresó en observación en el hospital ya en el mes de enero, cuando estaba en la semana 28 de embarazo», contó. «Los nacimientos de este tipo suelen terminar en un parto prematuro alrededor de la semana 29. Sin embargo, en este caso, logramos estabilizar la condición de la madre hasta la semana 33. Cuando comenzó a sentir contracciones, comenzamos una operación de cesárea».

«El nacimiento fue un poco aterrador», expresó Gavertansa. «No entré a la habitación y esperé afuera. Cada vez que me sacaban un bebé afuera, todo lo que podía pensar era ‘gracias a Dios que otro bebé está bien'».

La Dra. Kalanit Shaporen, subdirectora de la sala de pretérmino y natalidad, relató que «los bebés recibieron cuatro equipos médicos, incluidos médicos, enfermeras y parteras. En el transcurso del parto, hubo una cooperación total entre los equipos para ayudar a la madre y sus hijos para pasar el parto de forma segura».

También, los bebés prematuros necesitaron apoyo médico para su condición respiratoria hasta que su situación se estabilizó. Ahora, están en buenas condiciones y listos para ser liberados pronto.

Los padres ya están pensando en el siguiente paso: reunir a sus nuevos bebés con sus hijos pequeños en casa.

«Es muy difícil. Yo trabajo en un almacén de artículos para el hogar y mi esposa trabaja en una fábrica en el área de Yavne. Es económicamente difícil para nosotros porque ella entró en observación de embarazo al cuarto mes. Será difícil organizarse con cuatro niños y otros dos pequeños», aseguró Gavertansa.

«No tenemos ayuda. No recibimos nada de la Agencia Nacional de Seguros, solo una asignación después del nacimiento. Algunos dijeron que tal vez nos ayudarían por los cuatrillizos y la Agencia Nacional de Seguros dijo que no merecíamos nada porque somos trabajadores extranjeros – a pesar de que somos refugiados», finalizó.

Vía The Jerusalem Post

4 COMENTARIOS

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here