Congresista que había comparado el uso de barbijos con el Holocausto ahora lo hizo con las vacunas para el Covid

Marjorie Taylor Greene
Marjorie Taylor Greene

Pese a recorrer el Museo del Holocausto, la congresista de Estados Unidos, Marjorie Taylor Greene, comparó el alcance de las vacunas Covid con las «camisas marrones» de la era nazi.

Semanas después de haber ido al Museo Conmemorativo del Holocausto y disculparse por analogías nazis, la congresista comparó alcance de vacunación del Covid con los nazis.

«Biden impulsando una vacuna que no está aprobada por la FDA muestra que el Covid es una herramienta política que se usa para controlar a las personas», twitteó la republicana. “La gente tiene una opción, no necesitan que sus camisas marrones médicas aparezcan en la puerta pidiendo vacunas. No se puede obligar a la gente a ser parte del experimento humano».

Greene adjuntó su tweet a un video del presidente Joe Biden hablando sobre los esfuerzos acelerados para lograr la inmunidad colectiva. Entre otras medidas, dijo: «Ahora tenemos que ir comunidad por comunidad, barrio por barrio y, a menudo, de puerta en puerta. Literalmente tocando puertas para conseguir ayuda para las personas restantes protegidas del virus».

Biden no dijo que las vacunas serían coaccionadas, y no hay registro de funcionarios federales que coaccionen la vacunación. Todas las vacunas disponibles cuentan con la aprobación condicional de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA); no está claro a qué vacuna se refiere Greene en su tweet.

«Camisas marrones» es un término colectivo para las milicias que prevalecieron antes del ascenso al poder de Adolf Hitler en Alemania y después de que asumiera. Utilizaron la violencia para atacar a los judíos, así como a otras minorías y a los oponentes políticos de Hitler.

El mes pasado Greene se disculpó por comparar las mascarillas con las restricciones impuestas a los judíos durante el Holocausto. Hizo un recorrido privado por el Museo antes de emitir su disculpa.

La Liga Antidifamación (ADL) la denunció por su comentario: «Demuestra su falta de comprensión y remordimiento por su retórica peligrosa y ofensiva».

«Estos últimos comentarios que trivializan el Holocausto confirman lo que todos sospechábamos. Su reciente viaje al Museo Conmemorativo del Holocausto de Estados Unidos fue un truco publicitario», expresó la ADL.

 

Vía The Times of Israel

1 COMENTARIO

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here