Dolor sobre dolor tras la profanación en Tablada. Por Claudio Avruj

dolor-sobre-dolor-tras-la-profanacion-en-tablada
dolor-sobre-dolor-tras-la-profanacion-en-tablada

Dolor sobre dolor, ese es el daño real que producen las profanaciones a los cementerios.

Es dolor individual y es dolor compartido.

Ha de ser así porque es sagrada la última morada en este mundo de nuestros seres queridos y porque somos profundamente respetuosos de quienes nos precedieron en la vida marcandonos el camino como pueblo y comunidad.

Leer más: Nuevo ataque antisemita al Cementerio de Tablada

Asi, en el Cementerio Israelita de La Tablada es bueno recordar, junto a las miles de tumbas de seres únicos con sus historias y legados se erige el monumento de homenaje a las víctimas del nazismo y  están las tumbas de los Pleitim,(sobrevivientes); los monolitos que perpetúan la memoria de los argentinos caídos en la guerras y los atentados en Israel, el recuerdo la réplica de la Menorah que homenajea a las víctimas del atentado a la sede diplomática, el Memorial  por el atentado a la AMIA/DAIA, las  lápidas que cobijan a las víctimas de la Amia y la Embajada.

Es dolor sobre dolor porque revive una vieja herida que jamás cicatriza por completo y que trae al presente las imágenes perversas y cínicas ya vividas, no una sino miles de veces.

Leer más: Ataque al cementerio de La Tablada: «Palabras de amor fundidas». Por Martha Wolff

Profanar templos y cementerios fue la constante en la brutalidad de los capítulos del antisemitismo a través de los tiempos. Los nazis llegaron al extremo de hacer con lápidas el camino por sobre el cual transitaron los prisioneros en más de un campo de concentración.

Es dolor sobre dolor también, porque no es la primera vez a lo largo de la historia de la comunidad judía argentina que sucede y la experiencia debería bastarle al Estado para prevenirlo e impedirlo, pero la Argentina degradada en la que vivimos nuevamente dió la espalda, por decisión y por incapacidad.

No escuchó los reclamos, no tomó nota de las denuncias.

Debemos asumirlo; En un país donde el Estado no toma como prioridad la seguridad de su gente menos lo hará por el cuidado de sus muertos, a esa realidad nos enfrentamos.

Leer más: La DAIA, dirigentes y organizaciones judías condenan la inseguridad en el cementerio de La Tablada

Asistimos a una sociedad donde desafortunadamente las responsabilidades indelegables cada vez son más delegadas y libradas asi a la providencia y la capacidad de los ciudadanos y las organizaciones que los cobijan.

Es dolor sobre dolor porque se pierde el horizonte discutiendo si fue o no un acto antisemita y en función de ello se calibra la protesta. Olvidando muchos que una profanación a un cementerio es una ofensa mayúscula y se debe actuar en consecuencia. Pues el cementerio es ante todo de la gente que esperaba esa voz contundente y en unidad.

Si, en unidad porque el cementerio está bajo la administración de la AMIA y la seguridad de toda la comunidad es responsabilidad de la DAIA.

Es dolor sobre dolor pues no alcanzó lo hecho a la hora de la prevención y ante los hechos consumados no alcanzan los comunicados.

Claudio Avruj

Ex Secretario de Derechos Humanos de la Nación- Presidente Honorario del Museo del Holocausto

Leer más: La AMIA apuntó contra el gobierno por el embajador argentino que no se retiró de la ceremonia en Nicaragua
Leer más: Multaron a una editorial de República Checa por negar el Holocausto

 

4 COMENTARIOS

  1. Sie hat nie hatte empfangen Grund bis Unsicherheit Tochter
    als er ist seit Ewigkeiten vertrauenswürdige und war ein gutes Youngster.

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí