Líderes judíos condenan una resolución anti Israel de la ONU

Sede de la ONU
Sede de la ONU

La Asamblea General de la ONU aprobó una decisión anti Israel, la «resolución sobre Jerusalén», que niega la conexión judía con el Monte del Templo.

Por su parte, la Conferencia de Presidentes de las Principales Organizaciones Judías de Estados Unidos denunció el jueves esta aprobación.

La resolución, admiida el miércoles por una mayoría de 129 a 11 y 31 abstenciones, se refiere al Monte del Templo únicamente por su nombre árabe, al-Haram al-Sharif. El texto se vota anualmente como parte de una serie de resoluciones que se conocen como el “Paquete Palestino”.

“Estamos profundamente preocupados por la deliberada y ofensiva omisión de la denominación ‘Monte del Templo’ en la ‘resolución de Jerusalén’, aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que niega de hecho la conexión tanto judía como cristiana con uno de los lugares más sagrados para las tres comunidades religiosas”, dijeron en un comunicado conjunto Dianne Lob, presidenta, William Daroff, director general, y Malcolm Hoenlein, vicepresidente de la Conferencia de Presidentes.

“Es un hecho histórico que el Monte del Templo es el sitio del Primer y Segundo Templo y el lugar más sagrado del judaísmo”, añadieron.

Además, manfiestaron: “El voto sienta un peligroso precedente moral que es históricamente inexacto. Desvía los esfuerzos críticos para promover la inclusión y la paz en la región. Damos la bienvenida a la Administración Biden y a los gobiernos de Australia, Canadá, Hungría, Israel, las Islas Marshall, Micronesia, Nauru y Palau por rechazar esta resolución vergonzosa y falsa de la ONU, y pedimos a otras naciones que se opongan a las resoluciones que señalan y condenan injustamente a Israel, al tiempo que exacerban innecesariamente las tensiones políticas”.

Estados Unidos dijo: “Creemos que la práctica de votar año tras año las mismas resoluciones en la Asamblea General no nos acerca a ese objetivo. La mayoría de estos textos son desequilibrados y, en muchos sentidos, socavan la perspectiva del diálogo y la cooperación. Al hacerlo, también dañan la credibilidad de las Naciones Unidas”.

“Quiero destacar una cuestión específica de gran preocupación, que es la referencia a los lugares sagrados en el texto de Jerusalén. El texto sólo hace referencia a ‘Haram al-Sharif’, en lugar de ‘Haram al-Sharif/Monte del Templo’, terminología acordada que reconoce la historia compartida y diversa del lugar sagrado. Esta omisión es una preocupación real y sincera. Es moral, histórica y políticamente incorrecto que los miembros de este organismo apoyen un lenguaje que niega las conexiones judías y musulmanas con el Monte del Templo y Haram al-Sharif”, expresó el representante de EE.UU..

También el embajador de Israel ante ONU, Gilad Erdan, se dirigió a la Asamblea General antes de la votación y denunció las resoluciones contra Israel.

Erdan atacó a la Autoridad Palestina, que lanzó una campaña de mentiras e incitación contra Israel y ni condenó el asesinato de Eliyahu Kay.

“Una de las exigencias más absurdas de estas resoluciones es el llamamiento a mantener el statu quo en Jerusalén. En esencia, la resolución hace exactamente lo contrario. Al referirse al lugar más sagrado del judaísmo, el Monte del Templo, sólo por su nombre musulmán, ¡la propia resolución está cambiando el statu quo! La hipocresía de estas resoluciones es realmente escandalosa. Una resolución sobre Jerusalén que no hace referencia a sus antiguas raíces judías no es un error ignorante, es distorsionar y reescribir la historia. En los casamientos judíos, los recién casados se colocan bajo el palio nupcial y se comprometen a no olvidar su profunda conexión judía con Jerusalén. “Si te olvido, oh Jerusalén, que mi mano derecha pierda su habilidad”, manifestó el embajador.

“Así que permítanme ser claro. Ya sea mediante ataques terroristas contra los judíos en nuestros lugares sagrados o mediante resoluciones sesgadas de la ONU que están completamente alejadas de la realidad, el vínculo eterno entre el pueblo judío y Jerusalén -nuestra capital- nunca se borrará”, concluyó Erdan.

Vía Arutz Sheva

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here