Israel aplicará tercera dosis de vacuna COVID-19 a mayores de 60 años

Israel aplicará tercera dosis de vacuna COVID-19 a mayores de 60 años
Israel aplicará tercera dosis de vacuna COVID-19 a mayores de 60 años

El director general del Ministerio de Salud de Israel, Nachman Ash, dijo este jueves a los servicios de salud del país que comiencen a administrar una tercera vacuna de COVID-19 a los adultos mayores de 60 años israelíes a partir de principios de la próxima semana.

Leer más – AMIA repudia las declaraciones de Alberto Indij por injuriosas y malintencionadas

Su orden se produjo horas después de que el primer ministro Naftali Bennett se reuniera con altos funcionarios de salud. Fue para revisar las recomendaciones de un panel de expertos de que los israelíes de mayor edad reciban una tercera inyección.

Israel se encuentra entre los primeros en el mundo en ofrecer una tercera dosis de una vacuna contra el coronavirus, informó Enlace Judío.

Hungría también dijo que comenzará a implementar vacunas de refuerzo a partir del domingo. Se unirá a Turquía, que adoptó la medida a principios de este mes. La FDA de EE. UU. aún no ha aprobado las terceras dosis.

Leer más – El ex presidente de la DAIA, Alberto Indij, le responde a la AMIA

La decisión de Israel se produjo en medio de una lucha por contener una ola reciente de infecciones por coronavirus. Se vio dispararse el número de casos de solo docenas por día hace un mes, a una carga diaria de más de 2,000 esta semana.

“Estas recomendaciones del comité de expertos son sustanciales”, dijo Bennett después de reunirse con Ash y el ministro de SaludNitzan Horowitz.

“Nuestra estrategia es clara: salvaguardar la vida y salvaguardar las rutinas diarias en el Estado de Israel”. Así dijo Bennett en el comunicado, horas después de la reintroducción del sistema de “pase verde”. El mismo otorga acceso a grandes eventos solo a aquellos que están vacunados o recuperados.

El primer ministro también reiteró sus llamamientos para que todos los elegibles que aún no se han vacunado contra COVID-19 lo hagan lo más pronto posible.

Leer más – Beatie Deutsch es una atleta ortodoxa con 5 hijos, corre maratón y es la imagen de Adidas

El voto del panel de expertos el miércoles para recomendar una tercera dosis no fue unánime, según los medios israelíes, pero una mayoría estuvo a favor en el contexto del creciente número de pacientes gravemente enfermos en las últimas semanas.

Las cifras del Ministerio de Salud mostraron el jueves que hubo 2,165 nuevos casos de COVID-19 diagnosticados el día anterior, el tercer día consecutivo en que el número estaba por encima de los 2,000, una carga diaria de casos no vista desde marzo.

Por el momento hay 159 pacientes en estado grave, un aumento de 8 desde la medianoche.

Un grupo de trabajo militar que asesora al gobierno sobre la política del coronavirus advirtió el jueves que al ritmo actual, el número de casos graves se multiplicará en las próximas semanas y podría abrumar a los hospitales.

En su informe diario, el grupo de trabajo dijo que el número de pacientes gravemente enfermos “demuestra clara y eficazmente el brote de la enfermedad en el país”.

Las tasas de transmisión actuales muestran que la cantidad de personas infectadas se duplicará cada 7 a 10 días, dijo.

Leer más – Amenaza antisemita a alcalde polaco: «Morirás judío, te apuñalaré»

“Sin una acción adicional y una vacunación amplia por parte del público, se espera que el número de casos confirmados y el número de pacientes gravemente enfermos aumente de una manera que probablemente lleve, en unas semanas, a ejercer presión sobre las clínicas y hospitales comunitarios”, señaló el informe.

Hasta ahora, con la campaña nacional de vacunación, que está abierta a todos los mayores de 12 años, se ha inoculado a alrededor del 55% de la población. Según el grupo de trabajo, hay un millón de israelíes elegibles que aún no han recibido las vacunas. De ellos, 234,000 tienen más de 50 años.

El aumento en los casos de virus se ha atribuido a los viajeros que han regresado del extranjero y que se infectaron con nuevas variantes de COVID-19, en particular la variante Delta, pero no se pusieron en cuarentena adecuadamente después de llegar al país.

En una reunión del Comité de Constitución, Derecho y Justicia de la Knéset este jueves, se les dijo a los legisladores que la política actual de prohibir a los israelíes visitar países con altas tasas de infección solo tiene un éxito parcial en la prevención de una mayor propagación del virus.

La directora de salud pública del Ministerio de Salud, Sharon Alroy-Preis, dijo al comité que “usar pinzas para elegir qué país es un peligro ya no es el método correcto”.

Alroy-Preis dijo que aunque el sistema, que vio al gobierno construir una lista de “países rojos” que los israelíes tenían prohibido visitar, ayudó a reducir la morbilidad, la situación actual exige un cambio, ya que las tasas de infección están aumentando en todo el mundo “en un ritmo preocupante”.

Leer más – Marcelo Tinelli se disculpó por la foto de Ana Frank que se mostró en ShowMatch

Dijo que entre 150 y 200 personas infectadas ingresaban al país todos los días y que, a pesar de las pruebas de virus obligatorias en el Aeropuerto Ben-Gurión, algunos solo descubren que tienen COVID-19 días después, cuando ya han estado en contacto con otros.

Alroy-Preis dijo que el Ministerio de Salud está considerando otros sistemas para abordar el problema, para “encontrar un modelo que permita viajar y convivir con el coronavirus, pero reducirá la morbilidad”.

1 COMENTARIO

DEJAR UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here